El Ibex 35 se desmarca del verde europeo y acaba la jornada en rojo en una jornada en la que hubo colocación de deuda por parte del Tesoro español. En concreto el Ibex 35 cierra en los 10.566 puntos tras un recorte del 0,72%. En cuanto al mercado de materias primas el barril de referencia en Europa el brent se ha situado en el entorno de los 114 dólares mientras que el euro cotiza en los 1,3931 dólares.
El Ibex 35 se ha paseado al comienzo de la sesión por el verde gracias a un posible plan de paz para la situación en Oriente Medio. Sin embargo el Ibex 35 se ha dado la vuelta y ha ampliado las caídas hasta casi el punto porcentual. Todo ello en una jornada en la que se colocó en el mercado secundario un total de 3.798 millones de euros en Bonos a 3 y 5 años frente a un objetivo máximo de 4.000 millones a un coste más alto de financiación.
 
Además de todo esto hoy se ha conocido que se mantendrán de momento los tipos de interés aunque es probable que en abril haya una revisión al alza según se ha desprendido de las palabras de Trichet.
 
A pesar de los buenos datos macro llegados del otro lado del Atlántico, del impulso de Wall Street, y de la buena jornada en Europa el Ibex 35 ha cerrado a la baja con los grandes tirando hacia abajo del selectivo. En concreto los valores bancarios, BBVA y Banco Santander se han dejado un 1,40% y un 1,66% respectivamente.
 
También Repsol ha cerrado en negativo con un recorte del 0,9%, mientras que Iberdrola se dejaba el 1,24% y Telefónica un 0,14%.
 
Sin embargo el peor de la jornada ha sido Criteria que se ha dejado un 1,69%, mientras que Banco Popular se ha dejado al cierre un 1,67%.
 
En el lado contrario de la tabla, las alzas las ha protagonizado Grifols, con alzas del 1,87% mientras que Gamesa ha repuntado un 1,57% por factores técnicos.
 
En el mercado continuo las alzas más importantes han sido para Baviera, Campofrío y Corporación Dermoestética mientras que Urbas, Quabit y Fergo Aisa eran las más penalizadas.