El consejo de administración de Galp Energía ha solicitado al Gobierno que aclare si Amorín Energía y la italina Eni pueden participar en la privatización del 7% del capital de la petrolera lusa, que está previsto para el tercer trimestre de este año, según informa Jornal de Negocios. Galp considera que sus dos mayores accionistas, Amorín y Eni, pueden participar en el proceso, sin embargo, estima que "es una cuestión de interpretación jurídica", indicó el presidente de la petrolera, Francisco Murteira Nabo.El responsable explicó que el acuerdo parasocial de la empresa "sólo habla de un impedimento a los accionistas de referencia de comprar o vender acciones de Galp (hasta 2010) y es omiso en lo que se refiere a obligaciones", y la cuarta fase de privatización de Galp es una emisión obligacionista.