El Bundesbank (banco central) prevé un pequeño retroceso del Producto Interior Bruto (PIB) de Alemania en el primer trimestre ya que la economía estuvo lastrada por factores extraordinarios como el temporal de frío. El Bundesbank informó en su boletín de abril, publicado hoy, de que "el sector de la construcción sufrió en febrero de nuevo un temporal de frío y de nieves". Además, "la industria alemana experimentó los efectos de la contenida entrada de pedidos en los meses de otoño".