El beneficio neto de la compañía aérea franco-holandesa Air France-KLM ha descendido un 59,4% en el primer trimestre del ejercicio fiscal 2008-2009, debido al encarecimiento de los precios del petróleo y a la ralentización económica. En la presentación de sus resultados trimestrales del ejercicio (abril-junio), el grupo ha confirmado hoy, no obstante, sus objetivos para el resto del año y ha anunciado su intención de reforzar su plan de competitividad (Challenge 10) con ahorros suplementarios cifrados en 190 millones de euros. El resultado positivo de explotación también descendió en el primer trimestre, un 43,6% respecto al año pasado, mientras que el volumen de negocio aumentó un 5,8% hasta los 6.288 millones de euros.