El fondo Drake Management, uno de los de mejor evolución en 2005, ha tenido que limitar la devolución de reembolsos a los inversores tras recibir solicitudes de cerca de 1.000 millones de dólares (679 millones de euros) a comienzos de esta misma semana, informó hoy el diario británico 'Financial Times'. Drake, que mantenía bajo su gestión cerca de 13.000 millones de dólares (8.829 millones de euros) antes de los problemas generados el pasado otoño, apeló sin éxito a los inversores para que redujeran sus demandas de reembolso antes de decidir que sólo pagarán un cuarto del dinero solicitado por los inversores. La empresa tiene unos 3.000 millones de dólares (2.037 millones de euros) en su fondo Global Opportunities, dinero suficiente para cubrir todas las peticiones, pero prefiere mantener un fuerte colchón financiero para proteger los intereses del resto de inversores.