La Comisión Europea reconoció hoy su preocupación ante la evolución del precio del petróleo y de los mercados de divisas, pero hizo hincapié en que, gracias a la apreciación del euro frente al dólar, el aumento de la factura energética de la UE está siendo menor. La portavoz de Asuntos Económicos y Monetarios del ejecutivo comunitario, Amelia Torres, aseguró en rueda de prensa que "obviamente estamos preocupados" por el encarecimiento del crudo -el Brent tocó ayer un nuevo máximo, 95,19 dólares por barril- y la volatilidad del euro -que cotiza hoy en torno a 1,466 dólares-. Torres señaló que, tal y como ha reiterado el Eurogrupo (ministros de Finanzas de la zona euro) en numerosas ocasiones, la volatilidad excesiva del euro no contribuye al crecimiento.