El presidente del Santander, Emilio Botín, se mostró hoy contrario a establecer "indiscriminadamente mayores requisitos de capital" a las entidades financieras, lo que afectaría, sin duda, al coste y accesibilidad del crédito. Botín, que pronunció un discurso en la 'II Conferencia de Banca Internacional', consideró que en el actual escenario el tamaño de las entidades no es el problema en cuanto al riesgo sistémico, y rechazó penalizar el tamaño de las entidades con más requisitos de capital regulatorio.