Grave desplome de las bolsas europeas lastradas por la renovada bajada del petróleo, y por el miedo de los operadores a la banca italiana, portuguesa, y en general del sector europeo bancario. La tendencia sigue siendo bajista. Los mínimos de agosto son clave para el S&P 500, es muy importante ver qué pasa a su altura. 
 
Usamos mucho la expresión a “troche y moche” pero ¿de dónde viene?
 
Pues en esta cita de Diario de Navarra, lo pueden ver:
 
“Está tomada de la metáfora del que yendo a cortar leña al monte, no atendiendo a las leyes de la corta, desmocha las encinas, sin dejar guía y pendón, y lo demás que se manda y aun no contento con esto, corta la encina por el pie, que aquello llama trochar”
 
Hoy se puede decir que hemos tenido ventas a troche y moche. Ventas demoledoras, una tala completa de inversores alcistas, de los que cada vez quedan menos, mientras las manos fuertes siguen vendedoras desde el 3 de diciembre.
 
Otro intento de rebote, el de ayer, que se salda con otra sangría para los operadores que lo intentaron. Hoy la excusa ha sido el petróleo. Aunque estamos en tendencia bajista, y no se necesitan excusas para bajar.
 
La realidad es que el petróleo ha seguido cayendo y tocando nuevos mínimos de muchos años. Y todo ello tras un informe muy negativo de la Agencia Internacional de la energía que deja claro, que la sobreoferta de crudo es muy fuerte y durará como poco hasta finales de año.
 
Pero ha habido otras cosas de las que no hablan los titulares, como por ejemplo fuertes ventas de deuda periférica, especialmente italiana, portuguesa y griega, con los operadores muy preocupados por el estado de salud de los bancos italianos y portugueses. De los bancos griegos no se preocupan porque están todos completamente arrasados. Este tema es más preocupante de lo que parece, especialmente para el Ibex cargado de bancos hasta las trancas.
 
Durante toda la sesión el S&P 500  y el DAX han estado atacando los soportes mayores que les forman los mínimos de agosto, pero a esta hora no han caído con claridad.
 
Vamos con la crónica al completo de la sesión.
 
 Se esperaba una apertura muy duramente bajista en Europa. Estos son los factores a considerar.
 
 
Por enésima vez el intento de rebote no sirve más que para quedarse atrapado a quien lo hubiera intentado. Mientras no cambien mucho las cosas y las grandes instituciones pasen a compradores, los rebotes solo deben ser usados para soltar enganchadas. Ayer a Wall Street le duró poco y aunque se maquilló el resultado antes del cierre, quedó en nada.

Pero hoy China baja 1%, y sobre todo el Nikkei se desploma el 3,71%, con lo cual baja más del 20% desde sus máximos de agosto, y se dice que está en mercado bajista (como si no lo estuviera desde hace mucho).

¿Motivo?

El petróleo, el futuro de febrero que si recuerdan ayer atacaba el 30 sin poder pasar, ahora mismo está a 27,50 nada menos...La caída es tremenda, y las bolsas se han vuelto a asustar. Es el factor casi único que obsesiona a los operadores en la apertura.

El motivo es doble. Por un lado ayer por la tarde se veía a Irán cerrando contratos de venta de petróleo de febrero ofreciendo descuentos sobre la cotización real, para intentar quitarle clientes a Arabia Saudita.

Pero lo peor ha sido cuando hoy la Agencia Internacional de la energía dice que contando el clemente tiempo que se ha tenido este invierno, y la entrada de Irán a exportar crudo, el exceso de producción diario es de 1,5 millones de barriles, y esto va a hacer imposible que los precios del petróleo suban de forma consistente, pues en lo que queda de año, no se ve que la demanda pueda hacer frente, teniendo en cuenta además la cantidad de crudo almacenado, toda esta oferta.

Desde el punto de vista técnico, ojo, porque el S&P 500 y el dax están ahora  mismo justo encima de los mínimos de agosto, nivel clave y mayor de soporte, resulta vital ver si se rebota aquí o si se pierden y entramos en caída libre.

Desde el punto de vista corporativo, ayer resultados de IBM tras el cierre, que no han gustado al mercado y baja 3%. En cambio fueron bien recibidos los de la compañía de televisión por cable Netflix, que sube con fuerza en el fuera de horas.

ASML da resultados menos malos de lo que se esperaba.

Airbus advierte de la posibilidad de una guerra de precios en los aviones de mayor tamaño con Boeing.

Hay que seguir vigilando de cerca a los bancos italianos que lo están pasando muy mal toda la semana ante las advertencias del BCE sobre su elevada morosidad, muy por encima de la de las otras potencias de la UE.

En cuanto a datos macro, se ha dado PPI de Alemania que queda en -0,5% en el mes cuando se esperaba -0,4%.

A las 10h30 peticiones de paro en UK

Más información en el vídeo de apertura.

 
Sigue el mercado tratanto muy duramente a los inversores con una nueva caída en el día de hoy. El miedo cada vez es mayor, o al menos el no saber a qué atenerse. Vean este gráfico que muestra el número de inversores neutrales que hay en la encuesta de la Asociación Americana de Inversores individuales desd que existe. Desde finales de los 80 no se veía algo así…
  
s1


Hoy la excusa para bajar ha sido la nueva caída del petróleo. Una caída que no parece tener fin. ¿Será el suelo de este mercado los 20 dólares?
 
A los descuentos que está haciendo Irán para colocar de nuevo su petróleo, y a la propia cantidad de petróleo que va a salir, hay que unir las declaraciones pesimistas de la Agencia Internacional de la energía, diciendo que como además en invierno ha hecho menos frío de lo normal, va a darse una sobreproducción enorme de aquí a fin de año.
 
Hace pocos minutos ha corrido el rumor de que Venezuela pedía una reunión urgente de la OPEP para frenar la bajada del precio. El rumor se ha confirmado, la ha pedido, pero por las contestaciones recibidas parece que la OPEP no está por la labor, carcomida por mil guerras intestinas. La naturaleza ha ido a poner el petróleo en países en su mayoría no demasiado democráticos y razonables que digamos…
 
En cualquier caso no nos confundamos, el petróleo es una espoleta más de la tendencia bajista que predomina que no necesita ninguna razón para seguir desarrollándose.
 
En la bajada de esta mañana, nos hemos detenido en una zona de soportes muy importante, los mínimos de agosto, nivel vital para el S&P 500 como podemos ver en su gráfico diario actualizado:
 
Fíjense como el mínimo del día está exactamente ahí.
 
s2


Y la misma historia para el Dax, para el que este soporte también parece vital.
 
s3


Por cierto que si se fijan en el indicador de más abajo, pueden ver que la volatilidad está subiendo a toda pastilla día a día. Es el ATR, y está en zona de niveles máximos desde 2011 y parecidos a los de la explosión bajista de agosto.
 
Vamos a ver qué pasa en estos niveles de soporte, es muy importante, si se pierden, podríamos ver la capitulación que parece hacer falta para tener un gran rebote que permita salir a mucha gente de las enganchadas. La sobreventa sigue siendo extrema.
 
Muchos analistas alegan que EEUU no está en recesión, y que por tanto no se justifica la caída. Pero esta tabla demuestra lo contrario.

s4


http://awealthofcommonsense.com/stock-market-sell-offs-without-a-recession/
  
En cualquier caso ni la FED ni el consenso de economistas están precisamente finos ni son fiables en sus pronósticos sobre cuál será el PIB de EEUU, como podemos ver en este otro gráfico.
 
La actitud de las manos Fuertes, que es vital, recuerdo que están cortas desde el 3 de diciembre ganando un dineral, aún no es la de ponerse a buscar rebotes.
 
Por ejemplo, ya tenemos datos al cierre de ayer, y es curioso ver cómo los amagos de rebote de ayer, fueron totalmente falsos, en realidad se dio durante toda la sesión un aumento duro de ventas de las grandes instituciones, y el saldo corto aumentó al final.
 
Es decir, en los intentos de subida de ayer, no eran ni cierre de cortos de los leones, eran compras de las manos débiles, y colocación de papelones de las manos fuertes.
 
Habrá que seguir esperando hasta que veamos pistas de que cambia la situación.
 
Otro mal signo es que con tanto intento de rebote que ha habido en estos días, la estructura de los futuros del VIX sigue en backwardation hasta el quinto vencimiento nada menos. Hablando claro, los leones llevan ya muchos días apostando a mayores volatilidades. La vuelta al contango sería una buena cosa, de momento eso está lejos de que suceda. Y la misma historia en el vstoxx que mide la volatilidad del eurostoxx.
 
Hay que ser muy cuidadoso en no formarse una opinión dejándonos llevar por nuestros sesgos psicológicos. Lo ideal es informarse a fondo. Leer personas a favor y en contra y quedarse con lo bueno de cada opción. Pero no es eso lo que nuestra mente humana suele hacer. Más bien caemos en lo que se llama: el sesgo psicológico de la confirmación.
 
Según Mikael Mangot, en su libro "50 petites experiences en psychologie" páginas de 17 y siguientes, comenta que este sesgo se da cuando las personas buscamos expresamente y de forma excluyente las informaciones que confirman nuestras opiniones evitando escrupulosamente cualquiera que sea diferente.
 
Por ejemplo, cuando compramos un coche tendemos a fijarnos mucho menos en los anuncios de modelos de coche que hagan la competencia al nuestro para no tener que cuestionarnos la decisión tomada.
 
En general es una tendencia humana a evitar los momentos de duda.
 
Una buena muestra de cómo a poco con esta forma de proceder nuestra mente humana llega a desvirtuar la realidad y nos lleva a tomar decisiones de inversión equivocadas, es la que cuenta Mangot en su libro a continuación.
 
Goetzmann y Peles en 1997 demostraron como dos grupos diferentes de inversores tendían siempre a sobrevalorar la rentabilidad absoluta de los fondos en los que invertían y también la rentabilidad relativa comparada con el mercado.
 
El primer grupo lo formaron con arquitectos, y el segundo con miembros de la AAII, es decir de la asociación americana de inversores individuales, que evidentemente de media están mucho mejor informados de temas financieros.
 
Pues bien:
 
1- Los arquitectos sobreponderaron en su mente un 6,22 % de media la rentabilidad que obtenían sus fondos. Ya ven que la cifra es muy elevada. Mientras tanto la rentabilidad relativa del fondo respecto al mercado estaba sobrevalorada en el 4,62%.
 
2- Los miembros de la AAII, más expertos, sobrevaloraban las rentabilidades de sus fondos en el 3,4 % y la rentabilidad en el 5,11 %.
 
Cuanto más experta era la persona, como eran los miembros de la AAII, se producía otro fenómeno curioso. Mientras que los arquitectos eran optimistas impenitentes respecto a sus fondos, como ya hemos visto a base de crearse una imagen falsa por el sesgo de confirmación, los miembros de AAII además de eso, minusvaloraban de forma significativa lo que ganaba el mercado.
 
Como vemos nadie se libra del sesgo de confirmación. Por naturaleza humana nos puede costar mucho cambiar de opinión evitando los argumentos que podrían ser razonables que podrían ir contra nuestra opinión. En estos momentos de mercado violento los empecinamientos pueden resultar fatales. Por eso intentemos ir con mente abierta, e intentando recalibrar nuestra opinión según las circunstancias. Personalmente he sufrido y mucho de este sesgo, y no sólo en bolsa sino en cosas de la vida, como eso de los coches que contaba antes. Es algo innato a nuestra naturaleza humana, y debemos ser conscientes de ello.
 
Mundo Hedge Fund.
 
Como se comentó en el artículo de situación intradía, el saldo de las instituciones al cierre de ayer no sólo sigue siendo vendedor sino que aumenta y las ventas superan los máximos de diciembre atacando los máximos de agosto nada menos. Las compras han descendido, así que de momento todo rebote es utilizado por ellos para vender más.

Nuevo día aciago en los mercados con el crudo que no da un respiro al que se añade la incertidumbre de los resultados empresariales
 
Es imposible aburrirse estos días en los mercados, porque si no pasa una cosa, pasa otra.
 
El crudo sigue cayendo, por debajo de los 27$, tras ver la extrema agresividad de Irán en su vuelta al mercado internacional con una venta de crudo con precio por debajo de mercado para poder ganar cuota de mercado al resto, vamos, lo que ha hecho Arabia pero a lo bestia, lo que ha rematado al sentimiento general.
 
 
La consecuencia son nuevos descensos en tocas partes y con Japón entrando en mercado bajista al caer más del 20% desde los máximos más signigicativos.
 
Todo esto está en un momento en donde China no despeja dudas, la inestabilidad de España sigue patente y encima los bancos siguen muy dañados porque el entorno no permite ver, por ahora, el momento en el que los márgenes del negocio puedan crecer otra vez, así que la rentabilidad seguirá siendo muy baja, lo que hace temer por los dividendos.
 
De hecho, los dividendos son otra de las preocupaciones en los sectores relacionados con el crudo, tanto petroleras como mineras con activos en el sector. Hoy Royal Dutch Shell ha dicho que se pone a reducir costes y pone a 10.000 personas en la calle. BHP dice que se compromete a reforzar la hoja de balance pero no dice ni pío de los dividendos y las presiones son enormes para que se pronuncie porque la incertidumbre está matando a los accionistas.
 
Con todo, los súper sectores del Stoxx 600 están en rojo y la gran mayoría están rondando el -3% de caída.
 
El bancario está -4,4%, el de automoción y recambios -3,7%, el de recursos básicos -5,44%, constructoras -3,3%, aseguradoras -4,67%, petroleras -5,25%...
 
Por si fuera poco, la temporada de resultados va ganando potencia y de momento no hay nada lo suficientemente potente, en el plano positivo, como para poder contrarrestar el sentimiento. La prueba la tenemos en los de IBM que volvió a presentar bajada de ventas y ya van 15 trimestres seguidos bajando.
 
El sentimiento es negativo y eso está ayudando a los activos de carácter más seguro a tener demanda, lo que pone al oro en positivo, no demasiado, pero sobre todo es la deuda alemana la más beneficiada, pues a 10 años está otra vez por debajo del 0,5% y el futuro del Bund ha roto máximos históricos al alza.
 
En el plano técnico, tanto el futuro del DAX como del Eurostoxx están en pleno ataque a los mínimos de agosto, pero el Ibex hace mucho que lo perdió tocado por la banca y la incertidumbre política que no deja poner dinero en el país en forma de inversión con cierta seguridad.

Los resultados empresariales destacados hoy en EEUU:
 
- AMD presentó resultados ayer tras el cierre y fueron pérdidas de -0,13$, peores de lo esperado que eran -0,1$ pero mucho más bajas que las del año pasado que fueron -0,47$. Ajustados la pérdida es de -0,1$.
 
El margen bruto aumenta a 30% desde 29% por bajada de costes en investigación y desarrollo.
 
Las ventas en el trimestre fueron 958 millones de dólares cuando el año pasado fueron 1.240 millones de dólares, ligeramente mejor que los 955 esperados.
 
- IBM presentó resultados tras el cierre de ayer con unos beneficios de 4.59$ cuando año pasado tuvo 5.51$. Los beneficios operativos están por encima de lo esperado.
 
Las ventas caen -8,5% en el último trimestre y van 15 trimestres seguidos de descensos, pero son mejores de lo esperado.
 
Otra vez sus resultados son una muestra del paso a los servicios en la nube que intenta estar por delante de las amenazas que suponen Amazon, entre otras. Esta división junto con otras como la de computación móvil o seguridad son el 35% del total de las ventas.
 
Con respecto a la división de tecnología, las ventas caen -7,1%, de software -11% y servicios -9,9%. Hardware de sistemas -1,4%.
 
Como se puede ver, el paso a la nube de momento no compensa al modelo tradicional, por lo que es lógico que el mercado la castigue con bajadas de -3% en el fuera de horas.
 
- Goldman presenta resultados de +1,27$, mucho peores de lo esperado que eran 3,56$ y mucho peores que los +4,38$ del año pasado. Ojo que tiene una carga de 3.41$ por acuerdo en el caso de la venta de activos respaldados por hipotecas residenciales, por lo que ajustados son 4,68$.
 
Las ventas caen a 7.270 millones de dólares desde los 7.690 del año pasado, mejores de lo esperado.

Los datos de Europa de hoy:
 
Alemania:
PPI de Alemania de diciembre cae -0,5%, peor que el -0,4% esperado desde el -0,2% anterior.
 
Interanual cae -2,3% desde -2,5% y es peor que el -2,3% esperado.
 
Reino Unido:
 
Tasa de desempleo de UK de noviembre baja al 5,1% desde el 5,2% anterior y mejor de lo esperado que era sin cambios.
 
El desempleo baja en -4.300 desde los -2.200 anteriores y mucho mejor de lo esperado que era aumento de +2.500.
 
Media de salarios sin bonus crece +1,9% desde el +2% anterior y mejor que el +1,8% esperado.
 
Con bonus sube +2%, pero que el +2,1% esperado y peor que el +2,4%.

Los datos de EEUU de hoy:
Construcción de viviendas peor de lo esperado, IPC más bajo.
Se acaban de dar estos dos datos macro en EEUU, vamos con el primero.

La construcción de viviendas, baja 2,5% en diciembre. En tasa anualizada tenemos una bajada desde las 1,179 millones de unidades del mes anterior a tan solo 1,149 millones, muy lejos de lo esperado que era 1,2 millones.
 
En permisos de construcción que es el indicador adelantado, pues también bajada, en este caso de 3,9%. En tasas anualizadas tenemos bajada de 1,282 millones del mes anterior a 1,232 millones, pero en este caso queda mejor de lo esperado que era 1,2 millones.
 
Dato de lectura dudosa, y que no debería mover mucho mercado, en todo caso diría que algo flojo para dólar, algo bueno para bonos, y malo para el sector constructor en EEUU.
 
El dato de IPC era más importante para el mercado, tenemos lo siguiente:
 
IPC de diciembre baja 0,1%, para ser exactos el 0,1109%, cuando se esperaba sin cambios y la subyacente sube 0,1274% cuando se esperaba una subida del 0,2%.
 
En interanual sube 0,7% el índice normal, cuando se esperaba +0,8% y la subyacente queda en lo esperado que era +2,1%.
 
En suma tenemos un dato ligeramente peor de lo esperado, que en cualquier caso sigue mostrando que la inflación no es un problema en EEUU, ni tampoco es algo que presione excesivamente a la FED.
 
Dato moderadamente bueno para bolsas y bonos, y al revés para dólar.
 
El conjunto de los dos datos publicados no parece que deban mover mucho al mercado.

Resumiendo la sesión, grave desplome de las bolsas europeas lastradas por la renovada bajada del petróleo, y por el miedo de los operadores a la banca italiana, portuguesa, y en general del sector europeo bancario. La tendencia sigue siendo bajista. Los mínimos de agosto son clave para el S&P 500, es muy importante ver qué pasa a su altura.