El beneficio neto de Adecco cayó hasta los 212 millones de euros durante el segundo trimestre, lo que representa una caída del 5%, respecto a igual periodo de un año antes. La mayor empresa de trabajo temporal del mundo sufrió la debilidad del mercado laboral en EEUU y Francia y advirtió de que el segundo semestre será difícil. En cualquier caso, esta cifra superó las previsiones de los analistas, que auguraban un beneficio neto de 150 millones de euros, gracias al buen comportamiento del mercado alemán y de los países nórdicos.
La cifra de negocio de la multinacional suiza alcanzó los 10.231 millones de euros, un 0,4% menos, lastrada por la caída de la facturación en Francia (-22%), EEUU y Canadá (-18%) e Iberia (-1%), que no pudo ser compensada por el crecimiento del 58% en los ingresos procedentes de Alemania. En el segundo trimestre del año, Adecco obtuvo un beneficio neto de 212 millones de euros, un 4,5% menos, mientras que su cifra de negocio sumó 5.202 millones de euros, un 1,5% menos. El consejero delegado de Adecco, Diete Scheiff, señaló que "el segundo semestre será más difícil en 2008 en términos de ingresos(...). La mayoría de los mercados europeos han visto la demanda contraerse durante el segundo trimestre de 2008. Mientras que Japón tuvo un comportamiento similar al de Europa, la demanda en EEUU siguió débil". De este modo, para el resto del ejercicio la compañía prevé que la debilidad se mantenga en los mercados de EEUU y Canadá, mientras es previsible una mayor desaceleración en Japón y Europa ante el debilitamiento del entorno económico. No obstante, la empresa mantiene su compromiso de alcanzar un de EBITA superior al 5% en 2009, aunque admitió que, ante el mayor deterioro del entorno económico, este objetivo se torna "crecientemente ambicioso". Por otro lado, el consejo de administración de la compañía helvética anunció un programa adicional de recompra de acciones propias por importe de 120 millones de euros, que afectará al 2% de las acciones de la compañía.