La posibilidad de que las empresas estadounidenses puedan repatriar el dinero que tienen descansando en el balance de sus filiales extranjeras a un bajísimo tipo impositivo era algo que los inversores llevaban meses esperando y que se confirmó cuando el presidente de Estados Unidos anunció la reforma fiscal. Sin embargo, la corrección de final de enero hizo que el mercado pasara de puntillas ante este estímulo. Los analistas de BofA merrill Lynch recomiendan comprar ahora estas cuatro tecnológicas estadounidenses.

Las multinacionales americanas tienen miles de millones de dólares de beneficios fuera del país. Hasta la reforma de Donald Trump, las compañías ni se planteaban la posibilidad de repatriar ese dinero y ponerlo a trabajar o devolverlo a sus accionistas por el alto coste fiscal que tenía esa decisión.

Todo ha cambiado con la reforma fiscal del actual presidente de Estados Unidos. Precisamente, la repatriación había sido una de las promesas de su programa electoral y, finalmente, la ha cumplido.

Aunque la tasa impositiva que se les va a aplicar es más alta de lo que esperaban las propias empresas, ha quedado en el 15,5%, muchas empresas consideran que es suficiente como para llevar de vuelta el dinero a casa. Y algunas ya han anunciado que lo van a hacer.  Muchas de esas firmas son grandes tecnológicas y los expertos de Merrill Lynch consideran que tras este anuncio algunas de ellas se han vuelto opción de compra.

Señalan estos analistas que aunque algunas empresas usarán parte de ese dinero para mejorar sus infraestructuras, su negocio o crecer mediante compras, lo cierto es que consideran que muchas de ellas usarán parte de la cantidad repatriada para compensar a sus accionistas con mayores programas de retribución a través de dividendos o recompras de acciones.

Entre la lista de empresas tecnológicas americanas con recomendación de compra para los analistas de Merrill Lynch estas cuatro tienen muchas posibilidades de ser más generosos con sus accionistas.

Apple:  la compañía ha sido castigada recientemente en bolsa ante el temor de que el iPhone X no va a tener la demanda con la que se especulaba inicialmente.  De hecho, las ventas de teléfonos este año han sido inferiores a las del año anterior, algo que preocupa ya que la firma genera casi dos tercios de sus ventas de esta unidad de negocio.

Sin embargo la compañía ha publicado los resultados de su primer trimestre fiscal y han batido las previsiones del consenso. Sin embargo las estimaciones de la empresa para el actual trimestre han sido inicialmente inferiores a la de los analistas que siguen el valor.

Apple tiene más de 250.000 millones de dólares de beneficios fuera de Estados Unidos y ya ha anunciado que planea devolverlos a Estados Unidos. Para ello pagará 38.000 millones de dólares de impuestos y, eso sí, también ha adelantado un plan de inversiones de unos 350.000 millones de dólares en el país con contrataciones de hasta 20.000 personas.  Los expertos descuentan que la empresa aumentará su programa de recompra de acciones y de dividendos.

En estos momentos tiene una rentabilidad por dividendo del 1,46%. Los analistas de la firma le dan un precio objetivo de 220 dólares por acción, lo que le da un potencial de hasta un 25% desde el nivel actual de cotización.

Cisco: la compañía ya ha publicado unos buenos resultados trimestrales y, de paso, usó la publicación de sus cuentas para anunciar un nuevo programa de recompras por un importe de 25.000 millones de dólares.

En la actualidad, la compañía tiene una rentabilidad por dividendo del 3%. En la firma de inversión le otorgan un precio objetivo de 53 dólares por acción, muy por encima del consenso, lo que le daría un recorrido adicional de un 20%.

Intel: este gigante del sector de semiconductores también es una de las opciones de compra de la compañía.  Además, la empresa ya ha publicado unas cuentas mejor de lo que esperaban los analistas que siguen su evolución. Por si fuera poco, ha anunciado un aumento del 10% de su dividendo como resultado de la reforma fiscal. Casi todos los analistas descuentan que mantendrá su programa de recompra de acciones.

En estos momentos, los accionistas de la empresa reciben una rentabilidad por dividendo del 2,61%. Los analistas de Merrill Lynch le dan un precio objetivo de 52 dólares por acción, muy en línea con el consenso, lo que implica un potencial cercano al 30%.

Microsoft: Esta tecnológica tiene una caja de más de 121.000 millones de dólares, lo que implica que aún puede mejorar su política de retribución a los analistas. Explican los expertos que aunque aún no ha manifestado sus intenciones con respecto a la posible repatriación de dinero, lo más probable es que use esta opción.

La acción paga una rentabilidad por dividendo del 1,81%. Estos analistas le dan un precio objetivo de 106 dólares por acción, lo que implicaría un recorrido potencial de casi un 15%.

Recuerdan los analistas que todas estas empresas fueron castigadas durante la corrección, lo que implica que cotizan a niveles más atractivos que hace un mes.

 

Comparables