Europa está en un momento de expansion, donde  todos los valores que se vayan a ver favorecidos por ese momento de ciclo económico, podrán formar parte de la cartera del Schroder ISF European Opportunities. Hablamos con Inés del Molino, ejecutiva de cuentas de la gestora para ver dónde están centrando la cartera y el objetivo de inversión del fondo. 
 
¿En qué fase del ciclo nos encontramos? ¿Cómo afecta a la cartera del Schroder ISF European Opportunities?
 
Desde Schroders creemos que nos encontramos en Europa en una fase de ciclo expansiva, estamos cogiendo algo de tracción. Es cierto que el crecimiento será más moderado de lo que en principio preveíamos pero el crecimiento será positivo y en concreto Europa se ha convertido en una de las regiones que mantiene unas perspectivas de crecimiento positivo y  eje del crecimiento global.



Geográficamente, ¿cuáles son las regiones a las está más expuesta la cartera? 
El fondo es paneuropeo por lo que puede entrar tanto en Reino Unido como en Europa continental. Actualmente el equipo de gestión está posicionado en Reino Unido pero sólo está expuesto un tercio de la cartera, el core de la cartera se basa en Europa Continental repartido entre Francia, Alemania, Bélgica o Suiza como la periferia, donde también encontramos buenas oportunidades.

¿A través de qué compañías?
El fondo no tiene ningún sesgo aunque es cierto que suele estar expuesto a compañías grandes pero no quiere decir que no pueda tener ni medianas ni pequeñas con lo que siempre tratará de aprovechar cualquier oportunidad que se le presente. Lo que no tiene esta cartera es ningún tipo de sesgo, ni por estilo ni por tamaño.

No queremos que la cartera esté expuesta a una categorización por valores growth o value sino que queremos que esté expuesta a las mejores oportunidades en función del ciclo económico que tenga cada región en cada momento por lo que si creemos que Europa está en un momento de expansión, todos los valores que se vayan a ver favorecidos por ese momento de ciclo económico, podrán formar parte de la cartera. No hay que olvidar que la cartera tiene objetivo de batir al MSCI Europe en +2% y queremos que esté en primer decil frente a competidores en el largo plazo con lo que no queremos es limitar las oportunidades de la cartera.

¿Cuál es el estilo de gestión del fondo?
Desde comienzos de año hemos visto caídas significativa pero no hemos modificado la cartera, es cierto que ya veníamos estando algo más prudentes. Es cierto que el equipo es consciente de que estamos en un período de recuperación en Europa pero no tan eufóricamente como lo veía el resto de mercado con lo que al comienzo de año no hemos hecho más que mantener esa posición defensiva.

Por lo tanto, ¿no habéis incrementado la exposición en liquidez?
La liquidez en el fondo se utiliza simplemente para recibir entradas y salidas de capital de nuestros inversores nunca existe una parte como  tal destinada a liquidez. El fondo tiene mandato de estar 100% invertido y lo cumple.

¿Cómo controlan la volatilidad del fondo?
 
La gestión del riesgo de este fondo se basa en qué sensibilidad queremos tener al ciclo en cada momento. De las cuatro fases del ciclo – expansión ,aceleración, desaceleración y recesión – no todos los valores se comportan de la misma forma y no todos tienen  tanta facilidad para ser igual de rentables con lo que lo que hacemos es medir la sensibilidad en función de los sectores que lo harán mejor o peor y mirar qué compañías nos interesa tener dentro de la cartera.

¿Cuál es la rotación de la cartera?
 Somos inversores de largo plazo, el equipo de gestión viene de la gestora Cazenove y la visión que tenemos es de 1-3 años y la rotación está en torno a un 75% de la cartera con lo que los títulos suelen estar más de 12 meses con nosotros. 

Accede a toda la información del fondo, en este enlace