Julien-Pierre Nouen, economista y estratega de Lazard Frères Gestion, analiza la situación económica de Europa para hallar las mejores oportunidades de inversión en la región.

¿Hasta dónde puede caer el precio del petróleo?
El petróleo ha caído mucho si miramos el precio de hace algunos meses de 100 dólares el barril. Pero pienso que el mercado está intentando encontrar un nuevo precio de equilibrio. El petróleo podría ir a testear niveles de 40 dólares por barril. Pero en el medio plazo, en unos pocos meses, pensamos que el precio del barril volverá a subir hacia los 60 dólares por barril, encontrando un nuevo punto de equilibrio porque, si miramos el shale gas en EEUU, esos precios de extracción de petróleo ya proporcionan flujos de caja positivos.

¿Cree que son suficientes los 1,1 billones de euros para comprar deuda soberana que contempla el QE?
El mercado tenía grandes expectativas y el mandato de Draghi ha reducido esas expectativas. Hemos tenido unas primeras reacciones positivas en el mercado pero tenemos que tener en cuenta que el programa podría haber sido más efectivo hace dos unos años, el BCE ha esperado demasiado. Si miramos los diferentes canales a través de los cuáles interviene el QE, el canal bancario está preparado para inyectar liquidez, el QE no va a cambiar mucho y los tipos de interés no pueden bajar mucho más de donde están ahora. Pensamos que el principal canal a través del cuál el QE va a intervenir es el tipo de cambio, lo que puede provocar que siga cayendo el cambio del euro, lo que es muy positivo para la economía de la zona euro.

¿Qué opina de la decisión de política monetaria del Banco Nacional de Suiza de eliminar el límite en el EURCHF?
Pensamos que el Banco Nacional de Suiza tuvo que tomar esta decisión porque se estaba incrementando mucho para ellos el coste de mantener la paridad con el euro porque si el euro sigue depreciándose contra todas las demás monedas obligaría al Banco Nacional de Suiza a comprar un montón de euros y un montón de bonos europeos para soportar la paridad. El balance del Banco Nacional de Suiza supone el 80% del PIB, lo que es mucho, y por eso decidieron cortar sus operaciones porque esto hubiera supuesto demasiadas compras para el SNB.

Syriza formará gobierno en Grecia. ¿Cómo van a negociar los términos de devolución de la deuda?, ¿cree que podríamos asistir a un Grexit?
Syriza ha ganado las elecciones y va a formar un nuevo gobierno. Han prometido mucho a la población griega en su campaña para ganar las elecciones, pero desgraciadamente creo que la troika mantendrá bajo presión al país porque no quieren que se conviertan en un ejemplo para en otros países a los que afecta el programa. Por ello, debemos monitorizar cuidadosamente la situación porque, si observamos a Syriza y, en especialmente a Alexis Tsipras, han ido moviendo al centro su espectro político con respecto al discurso de Syriza de hace dos años. Ahora el discurso es más constructivo y se enfrenta menos a la idea de mantenerse en la zona euro. Hay que ser muy cuidadosos porque puede traer importantes consecuencias en otros países, como España, Portugal... en sus elecciones de final de año.

Por este motivo, pensamos que la troika quiere mostrar que es fiel a sus principios, que no es lo que pretende obtener el gobierno, porque ahora los tipos de intereses están muy bajos, tenemos que recordar que Grecia se encuentra en unos niveles de tipos menos elevados que los del gobierno alemán, lo que supone que se podría acordar alargar los plazos de vencimiento de la deuda pero, si miramos las medidas de austeridad, no creemos que el gobierno logre aumentar los plazos de vencimiento. Esto puede provocar algún confrontamiento entre Grecia y la troika en próximos trimestres.

Respecto al ‘Grexit’ –salida de Grecia de la zona euro- esta idea se mantiene, pero el resto de la zona euro tiene una menor exposición actualmente al riesgo griego, si tenemos en cuenta que los bancos han reducido su exposición.

Hace unos meses afirmaba que la renta variable europea sería la mejor apuesta para este 2015 pero, ¿cuáles son sus sectores preferidos?
Para resumir los principales factores que aportan un buen rendimiento para la renta variable europea: han caído mucho los precios del petróleo, lo que es muy bueno para la economía global y bueno para la renta variable; la caída del euro también es algo positivo, así como la recuperación de países como España.

Por sectores, nos gusta el sector de consumo y comprar acciones de empresas ligadas al sector doméstico; también tenemos exposición a compañías industriales que se ven beneficiadas de la caída del euro, así como algunas constructoras, porque pensamos que la actividad constructora ha hecho suelo en la zona euro y debe recuperarse.