Nicolás López, director de análisis de MG Valores, hace una valoración de la situación de DIA y OHL, tras las grandes caídas que han sufrido en bolsa ambos valores en las últimas sesiones. El experto considera que no hay riesgo de quiebra en ninguna de las dos compañías y afirma que se puede invertir una pequeña parte del patrimonio pensando en el largo plazo.

DIA

Que no esté en el Ibex 35 es lo de menos. La cuestión es que realmente el nuevo inversor que controla la compañía tenga un plan estratégico y de una visión a largo plazo de hacia dónde va la compañía. Ahora las dudas son totales. Estamos viendo una caída de ingresos que se debe a las divisas latinoamericanas pero en España también.

Hay que entender que cuando una compañía entra en una dinámica de deterioro de su negocio con una deuda creciente, los riesgos van aumentando. Si en los próximos dos o tres años la compañía sale de este pozo en el que se ha metido se puede tener una buena rentabilidad. En una cartera diversificada, si se quiere algo de riesgo, invertir una pequeña parte en DIA sería posible.

DIA es una compañía que gana dinero, no va a desaparecer. No al menos en los próximos cinco años.

OHL

Las dudas sobre su futuro son mayores. Es un valor en el que no estaría. La decisión es un poco más personal sobre cómo manejar eso. Lo que pasa en OHL es que ahora aspiran a tener una empresa de construcción rentable. Ahí están las dudas. Los inversores ahora están huyendo. Uno no puede tener mucho dinero en una compañía de este perfil. Se puede uno arriesgar como con DIA y tener una pequeña parte del patrimonio y que a dos o tres años pueda recuperar.

Hay compañías que pueden estar en riesgo de quiebra por situación financiera pero no es el caso de OHL o DIA.

No hay en OHL ningún riesgo de quiebra. En DIA tampoco

OHL tiene una posición de caja muy sólida. Su problema es que el negocio pierde dinero. Pero no hay en OHL ningún riesgo de quiebra. En DIA tampoco. En consecuencia, DIA podría plantearse una ampliación de capital o algo así pero no hay riesgo de quiebra.

¿Qué pasa si una compañía quiebra? Cuando uno genera una pérdida cierta, eso se puede declarar en el impuesto de la renta y compensarla con otras plusvalía que uno tenga. Lo que sucede a veces es que una compañía no quiebra directamente. Primero se suspende su cotización. Se puede pasar uno o dos años en lo que uno no puede vender las acciones porque está suspendida. Hasta que no se produzca finalmente la quiebra o la venta, no puede hacer esa operación de desgravación.

¿Rotación de sectores?

Sí está habiendo algo de eso. Sobre todo el dinero de dónde está saliendo con más intensidad son los de los sectores de crecimiento, los mejores que han funcionado estos últimos meses. Ahí está habiendo una toma de beneficios más intensa. Algo de ese dinero ha entrado en los sectores más más penalizados como telecomunicaciones o bancos. Lo que pasa es que esta rotación no es suficientes para que en el neto de la bolsa aguante. Es decir, sale más dinero que el que encuentra refugio en sectores penalizados.

¿Es momento de entrar en bolsa?

Alguien que tenga liquidez, pienso que es un buen momento para entrar en bolsa. Relativamente, porque hay muchísima volatilidad. Manejarse en ese escenario no es fácil. Poniendo el foco en el largo plazo, es un buen momento para invertir.

Aena

Hay que aguantar. Es verdad que estamos en una caída bastante intensa, especialmente en algunos valores como Aena. Es una compañía que había subido mucho en los últimos años. Ahora sufre más la caída del mercado, que se ha centrado en compañías de crecimiento. Esta corrección debería estar cerca de finalizar. No veo así un deterioro indefinido de la bolsa. Podemos tener algún periodo en el que el mercado tenga que encontrar su suelo. En término de tasas de crecimiento puede que Aena haya tocado techo. El sector turístico ha llegado a un punto de máximo de crecimiento. Las tasas se van a suavizar, vamos a entrar en una fase de estabilidad y no de crecimiento, pero eso no significa que Aena no sea rentable. Esta caída hasta 130 euros, puede que se haga un suelo en ese nivel.

Endesa

También aguantar. Solo con el dividendo ya se justifica.

BME

No ha pasado nada negativo para explicar esta caída que está teniendo. Cada vez tiene más competencia. Su negocio se ha deteriorado un poquito.

Amadeus

En el corto plazo, todavía está en un proceso de corrección muy intenso. La zona de 67 euros aproximadamente sería un nivel donde las próximas semanas el valor tiene a estabilizarse.

ACS

Es un valor en el que ya se podría invertir. Tiene una estructura diferente. Es una corrección más sana. Esta zona de 32/33 euros se podría invertir ya.

Ferrovial

Lo que parece ser que está planteándose la posibilidad de vender su negocio de servicios industriales. Es una compañía que básicamente tiene tres grandes vías de negocio: construcción, gestión de infraestructuras y una división de servicios industriales. Lo que se está planteando es vender esta pata de su negocio. Al vender está renunciando a unos ingresos recurrentes pero a cambio consigue un dinero para reinvertir o reducir su deuda.

Declaraciones a Radio Intereconomía