En la última reunión de la FED Powell dijo que la primera subida de tipos sería tan "pronto" como en marzo a pesar de la volatilidad que hay en los mercados. ¿Cómo se está preparando DPAM para este escenario de normalización en la política monetaria?

En DPAM llevamos tiempo anticipando esa subida de tipos en EEUU, que el mercado ha ido descontando y hemos ido teniendo duraciones cortas sobre todo en la parte de renta fija y en la parte de renta variable hemos jugado con algunos nombre más cícliclos, más value, que hemos ido incorporando en la cartera durante el año pasado. Debemos estar contentos de que suban tipos porque la economía americana está muy fuerte, tanto en salarios como en desempleo, y por lo tanto lo vemos positivo para controlar esa inflación que está algo disparada.

¿Cree que sigue siendo momento de estar en renta variable?¿Por qué?

Desde luego es buen momento para estar en renta variable, con las correcciones que hemos visto en estas primeras semanas del año, en las que ha corregido muy fuerte la renta variable global en su conjunto debido a esa subida de tipos que va a hacer próximamente la Fed. Con lo cual las valoraciones han vuelto a la media de los últimos cinco años sobre todo en las compañías más growth, más de alta calidad, y son compañías que siguen presentando resultados muy buenos y creemos que es buen entry point. Es verdad que la volatilidad puede seguir, y sobre todo vamos a estar muy pendientes de la inflación, pero es un buen momento para la bolsa ya que el binomio rentabilidad-riesgo está mejor compensando en renta variable que en renta fija u otros activos.

Cada vez más se habla de posicionamiento en activos de calidad. ¿Qué cualidades buscan en las compañías y dónde las están encontrando actualmente?

En DPAM tenemos un sesgo claro hacia el quality-growth, empresas de muy alta calidad. En nuestro ADN, como gestora belga, llevamos muchos años invirtiendo en ese tipo de compañías. Para nosotros una compañía de alta calidad es la que crece a buen ritmo, tiene márgenes elevados, poco deuda y una capacidad de trasladar fácilmente los precios inflacionistas, es decir el incremento de los precios, a los consumidores finales, tiene pricing power. Además de ser unas excelentes compañías en términos de sostenibilidad, tanto en gobernanza, como medio ambiente y como social son impecables.

Programa Practico de Estrategias de Inversión y Trading

¿Manejan algún sesgo geográfico?

Nosotros estamos más positivos en Europa, que lleva varios años haciéndolo relativamente bien. Además, está todo el tema Green Building, la recuperación económica europea, y vemos muchas compañías sostenibles que se van a favorecer, también todo el tema de digitalización, etc. Hay un momentum en Europa muy fuerte, una cohesión entre los países muy sólida y creemos que va a continuar. En EEUU estamos un poco más neutrales, aunque es líder en innovación y digitalización, las compañías más disruptivas están allí. Y en China estamos más neutrales aún; es verdad que las valoraciones se han puesto muy atractivas pero todavía sigue habiendo cierta volatilidad por el intervencionismo que ha habido estos años atrás y estamos un poco más cautos.

¿Qué estrategia les ha funcionado mejor el último año y cuál creéis que será la estrella en próximos ejercicios?

Ha funcionado excelentemente bien el fondo  DPAM Invest B Equities NEWGEMS Sustainable. El año pasado tuvo una rentabilidad del 22% y venía haciéndolo también muy bien en 2019. Y ha sido así porque se ha adaptado muy bien al mercado, se ha ajustado a esas compañías más cíclicas, más value, y se ha sabido recomponer por esa gestión activa que tiene. Y creemos que va a seguir haciéndolo bien en los próximos 3-5 años, ya que las valoraciones se han vuelto muy atractivas, al ser compañías que crecen a doble dígito, con buen margen y muy buenas desde el punto de vista sostenible.

¿Cómo protegen las carteras de entornos de volatilidad como el que está generando la situación de Rusia?

Respecto a Rusia, no tenemos exposición en nuestro fondo de Emerging Markets Sustainable, que es un fondo que se lanzó hace ocho años e invierte en deuda emergente sostenible, por eso no pasa los filtros de DPAM. En cuanto a las carteras, diversificar, tanto nombres growth como value. Pero también hay que tener renta fija, es verdad que estábamos en duraciones más cortas, pero creemos que ahora hay más valor en la deuda soberana. Nos gusta mucho la deuda emergente bien seleccionada de calidad, de investment grade. Y algo de high yield europeo, ya que los defaults están muy bajos, no hay expectativas de defaults, y todavía paga algo de carry. Así que tener una cartera diversificada, también algo de linkers por si la inflación sigue sorprendiendo al alza, aunque hemos reducido significativamente los linkers. En definitiva, tener un poco de todo pero de alta calidad y con buen filtro ESG.