Se celebra esta semana la edición del SIMA (Salón Inmobiliario de Madrid) 2008 donde se dan cita, hasta el sábado día 12 de Abril, 385 empresas del sector. Las empresas se marcan como objetivo la revitalización de un sector que en España, según se desprende de las palabras de José Manuel Galindo, presidente de la Asociación de Promotores Inmobiliarios de Madrid (ASPRIMA), es en su conjunto solvente, ya que “cuenta con una valoración media de sus activos que está por encima de la deuda de las empresas”.
El estudio de Planner-Asprima “El Sector Inmobiliario Español: Claves para un Nuevo Equilibrio” reconoce que el ajuste por el que pasa el sector inmobiliario residencial es más brusco de lo estimado y apunta hacia una desaceleración del mismo durante los próximos meses, que continuará durante 2009. Confirma asimismo para los próximos cinco años la existencia de una demanda estructural media anual de formación de hogares de alrededor de 400.000 unidades, por lo que recomienda cautela a las empresas en sus decisiones de venta de activos en un momento coyuntural que podría afectar a la actividad promotora una vez que el sector recupere la normalidad. Coincidiendo con la celebración del SIMA se publican hoy también las cifras para 2007 del Indice Anual Inmobiliario IPD para España, generado por la empresa de servicios de análisis de del sector inmobiliario IPD. Según este índice la rentabilidad total sobre el conjunto del negocio inmobiliario español fue de 12,5% durante el año 2007, lo que supone un descenso con respecto a la cifra de 16,9% obtenida en 2006. Incluso tras un año de menor actividad, el índice aún supera la rentabilidad obtenida por los mercados de renta variable y renta fija y acumula un rendimiento total anual de 15,5% en los últimos tres años. Con respecto al índice de otros países el IPD para España se encuentra en valores medios si lo comparamos con los valores obtenidos en otros países. En los extremos están Sudáfrica con un 27,7% y Reino Unido con un -3,4%, con el índice español en niveles similares al de Francia, Canadá y Suecia. Como toda cara tiene su cruz, la ralentización en la compra-venta de inmuebles ha generado un movimiento opuesto en el precio de arrendamientos urbanos que continúa arrojando cifras positivas, especialmente en espacios dedicados a oficinas o centros comerciales que normalmente ofrecen rentabilidades superiores al alquiler residencial. Ya en el universo de fondos de inversión, una mirada a la categoría de inmobiliarios nos confirma unos retornos positivos en lo que va de año con el SANTANDER BANIF INMOBILIARIO, gestionado por Santander Real State, en primera posición, acumulando una rentabilidad de 1,69 por ciento en el periodo y un 19,99% en los últimos tres años. El fondo pertenece a la categoría VDOS Inmobiliario Directo Euro, invirtiendo al menos el 70% del promedio anual de saldos mensuales en inmuebles de naturaleza urbana para su arrendamiento, con un límite máximo de un 90%. El coeficiente de liquidez mínimo será de un 10% del activo total del mes anterior. En segunda posición por rentabilidad se sitúa SEGURFONDO INVERSION, un fondo de similares características gestionado por Inverseguros Gestión, que acumula en el año un 1,41 por ciento de rentabilidad y en los últimos tres anos un 19,66 por ciento, a escasa distancia del líder SANTANDER BANIF INMOBILIARIO. El fondo invierte en inmuebles de naturaleza urbana, para su arrendamiento, en iguales porcentajes que el SANTANDER BANIF INMOBILIARIO. Se entenderá por bienes inmuebles aquellos edificios destinados en parte o en su totalidad a uso de oficinas, viviendas, locales comerciales, aparcamiento, uso hotelero o residencia permanente o eventual, incluidas residencias de estudiantes y residencias para la tercera edad. Pueden también considerarse usos posibles de los locales las actividades comerciales de entretenimiento, los estudios de profesionales, los dispensarios de servicios sanitarios, naves industriales, naves destinadas al almacenamiento, talleres de cualquier clase y en general cualquier uso no prohibido por el ordenamiento jurídico. Por patrimonio acumulado, sin embargo, los ganadores son el fondo SABADELL BS INMOBILIARIO, gestionado por Bansabadell Inversión, y el CAIXA CATALUNYA PROPIETAT, gestionado por Caixa Catalunya Gestion, que alcanzan una cifra aproximada de 233 y 10 millones de Euros respectivamente durante el primer trimestre del año. Los inmobiliarios continúan por tanto ofreciendo oportunidades de retornos positivos en un periodo en el que son pocas las categorías que pueden ofrecer resultados similares. Paula Mercado Directora Dpto. Análisis VDOS Stochastics