Los bancos centrales salen al rescate de la economía y los mercados frente a la pandemia mundial en la que se ha convertido el coronavirus. Bajan tipos e inyectan liquidez. ¿Qué valoración hacen de estas medidas? ¿Consideran que están siendo efectivas?

Las medidas han sido extraordinarias, porque superan ampliamente lo que hemos visto después de la crisis de 2008. En 2008, las ayudas que se dieron al sistema financiero principalmente para evitar una crisis mayor representaron un 1,6% del PIB mundial, ahora estamos hablando de un 3%, casi el doble. La diferencia es que, si en 2008 era para apoyar al sistema financiero y evitar una crisis mayor, en este caso es para apoyar la economía real.

También es importante la velocidad de la actuación. La Fed ha bajado en poco tiempo los tipos a 0, el Banco de Inglaterra también, el Banco de Japón ha aumentado los estímulos, y el BCE ha empezado a apoyar bastante a la economía. Hay créditos que pueden suponer hasta un 10-15% del PIB de varios países.

Son medidas extraordinarias, sin lugar a dudas. Hemos visto ya algunos logros, en poco días el Ibex se ha elevado un 13%. Obviamente, los frutos se verán más adelante, sobre todo cuando haya mayor visibilidad sobre el virus, su evolución y cómo se puede superar. Vemos cómo países como Japón, Corea y China que están viendo al final del túnel y volviendo al trabajo, aunque en Europa la situación sigue empeorando. Aun así, estas medidas son increíbles y aportarán mucho.

Las principales economías del mundo sufren las consecuencias de las cuarentenas obligatorias por el coronavirus, mientras que ya se habla de una recesión a nivel global. ¿Lo peor ha pasado para los mercados? ¿Cuándo y cómo creen que se producirá la recuperación posterior?

Lo peor en cuanto a volatilidad y caídas probablemente ha pasado, pero seguiremos teniendo sustos y altibajos en los mercados, ya que habrá días de mejores y peores noticias. Sobre todo, aún hay que ver el impacto que tendrá en la economía americana, donde estamos viendo aumentar el número de casos, así como en ciertos países emergentes, como India, aunque es muy temprano para saber cómo va a afectar.

Ahora bien, después de esto veremos una mejora. Los datos del segundo trimestre del PIB serán muy flojos, por no decir muy negativos, pero cuando vaya pasando el virus veremos una recuperación bastante rápida y fuerte.

Por tanto, es difícil decir si va a ser una recuperación en ‘V’, nosotros creemos que será un tipo de ‘mini V’, ya que veremos una recuperación a partir del tercer trimestre. Pero la visibilidad no es muy alta, por lo que es difícil saber cómo podremos resolver el problema del virus.

Como ya ha mencionado en otras ocasiones, en chino se usa la misma palabra para crisis y oportunidad. ¿Esta crisis está dejando oportunidades en los mercados?

A nivel de valoraciones, no hay que olvidar que antes del comienzo de esta crisis ya teníamos un fin de ciclo que estaba cerca, con valoraciones muy elevadas. El Nasdaq el año pasado tuvo una rentabilidad muy elevada. Claramente, teníamos valoraciones más elevadas, y ahora tenemos valoraciones mucho mas atractivas en renta fija, y más rendimiento en varios tipos de renta fija, y también en renta variable.

Esto es para un inversor a largo plazo. Hay oportunidades, aunque debemos saber que seguiremos teniendo durante bastantes meses alta volatilidad y mercados que pueden seguir dándonos sustos.

¿Consideran atractiva la renta variable? ¿Es el momento de aprovechar las caídas para invertir pensando en el medio o largo plazo?

Tácticamente, a corto plazo seríamos neutrales, es decir, no recomendamos entrar ni salir. Pero a medio-largo plazo vemos valor. Si uno quiere entrar a corto plazo, somos más positivos con renta variable americana y emergente, y menos con renta variable europea. A medio-largo plazo, estas valoraciones son muy atractivas.

Antes decía que teníamos valoraciones muy elevadas que daban un poco de vértigo después de 2019, que fue un año excepcional. Es el momento de entrar para un inversor a medio-largo plazo, puede que volvamos a ver caídas fuertes, que serán oportunidades para aumentar posición.

¿Y en renta fija? ¿Pueden sacar los inversores más conservadores partido a esta situación?

A corto plazo sí, porque con los apoyos de los bancos centrales va a ser positivo para el crédito de calidad, incluso para deuda periférica. No recomendaríamos entrar en deuda alemana e incluso norteamericana, aunque obviamente ellos tienen la ventaja del dólar.

El problema que tenia el universo conservador antes era que los rendimientos eran muy bajos y que era difícil encontrar valor. Ahora hay más valor. Pero un inversor conservador tendría que mirar a medio-largo plazo. Aunque ahora mismo puede que no sea el mejor momento, la renta fija de alto rendimiento, el high yield y la renta fija emergente ofrecen rendimientos muchos más atractivos.

Un inversor conservador tiene que entender que era muy difícil antes encontrar valor en renta fija muy conservadora de la zona euro. Ahora ha mejorado la situación, hay ciertas oportunidades, pero tiene que mirar a medio-largo plazo, y pensar en mantener más diversificación y en tener inversión global, fuera de la zona euro.

¿Qué recomendaciones hacéis a los inversores en momentos como éste?

De nuevo, un inversor conservador que quiere ser táctico puede sacar algún provecho de la volatilidad alta. Recomendamos pensar en el medio-largo plazo e incrementar exposición a renta variable y a ciertos activos de renta fija. Oportunidades hay, pero habrá que tener cierta paciencia y aguante porque la volatilidad va a continuar, ya que la visibilidad es baja, es difícil saber cuándo podremos vencer al virus y con qué velocidad, así como el impacto exacto.

Nosotros creemos que en el segundo trimestre habrá PIBs muy negativos y caídas fuertes, pero una recuperación en el tercer trimestre porque confiamos en que el virus estará contenido para entonces. Si nos fijamos en el caso chino, hemos visto que la zona más afectada tardó dos meses. Tenemos que pensar que, como mínimo, dos meses es el tiempo que hay que esperar para ver que la situación mejora de forma clara.

Entendemos que China parece un activo lejano y difícil de entender, pero si miramos los activos que mejor se han comportado, como el oro o la renta fija americana, creemos que la renta fija china está entre estos activos. Aunque pueda parecer sorprendente, es en realidad un activo refugio. Otra posibilidad es invertir en fondos que van en contra del mercado, que compran cuando los mercados caen.

En nuestra casa tenemos un producto de renta fija china, que va fenomenal en el año, estamos hablando de un 5% de rentabilidad positiva. También tenemos un fondo de renta variable que compra cuando el mercado cae; ahora está en negativo porque tiene renta variable, pero está aprovechando todo lo que tiene liquidez para ir comprando renta variable a precios mucho más atractivos que a principios de año.

Herramientas y análisis independientes

En Estrategias de Inversión hemos desarrollado una serie de herramientas y análisis independientes con los que podrás  beneficiarte en tus inversiones  mejorar tu operativa y ayudarnos a seguir siendo independientes.

En el área Premium, encontrarás la selección que nuestros analistas han hecho sobre los sectores y acciones más cistas en bolsa y que se comportan mejor en este momento. Además de Herramientas para invertir a corto, medio y largo plazo.
 

Suscríbete ahora  por menos de 5 euros al mes  y  tienes 15 días para probarlo. Podrás cancelarlo sin ningún tipo de compromiso en caso de que no se ajuste a tus expectativas.

Hoy más que nunca, es el momento de apoyar los servicios que utilizas habitualmente y nos ayudarás a seguir siendo independientes.

Quiero Colaborar