Aunque para hoy apenas se esperan publicaciones de datos, tendrá lugar la reunión del BCE, cuyo resultado casi con toda seguridad será la de mantener el tipo de intervención en el 4%. La clave, por tanto, está en esperar algún tipo de comunicado que pudiera contener la frase “Strong vigilance”, la única con significado claro, según ha admitido explícitamente la autoridad monetaria. Asimismo, también el BoE anunciará tipos, e igualmente se espera un mantenimiento, en este caso en el 5.75%, ya que en la anterior reunión mostraron su intención de esperar al informe de inflación de agosto para decidir sobre nuevos movimientos. Del otro lado del Atlántico, sólo es reseñable la publicación de los pedidos de fábrica de junio.
SESIÓN ANTERIOR Fuertes retrocesos en la renta variable europea de nuevo influenciada por los recortes sufridos en Wall Street la jornada precedente, fruto del nuevo máximo histórico del crudo y los temores sobre el traslado de la crisis del mercado subprime al resto del mercado hipotecario en EE.UU. En el Ibex, todos los sectores registraron recortes y únicamente NHH (+0,6%) después de que Grande Jolly, sociedad creada junto con Intesa, anunciara que ya posee el 91,8% de Jolly Hoteles después de adquirir un 11,9% adicional y SYV (+0,4%), lograron cerrar en positivo. Los valores mas castigados fueron COL (-7,5%) a la que el mercado sigue penalizando por la prima pagada en la compra de Riofisa, FER (-3,2%), ITX (-2,9%), CIN (-2,8%) y SGC (-2,6%). En el Euro Stoxx 50, ningún valor logró cerrar en positivo por lo que las caídas fueron la tónica dominante destacando las de Aegon (-3,3%) y Sanofi-Aventis (-3,3%) que publicó resultados semestrales por debajo de lo esperado, Unilever (-3,2%) y las aseguradoras ING (-3,3%), Aegon (-3,3%) y Axa (-3,1%), ésta última penalizada por la exposición de dos de sus fondos al negocio subprime. El crédito experimentó una sesión de alta volatilidad, si bien el volumen fue muy inferior al la hace unas jornadas. Las mínimas rentabilidades se alcanzaron al comienzo de la sesión, perdiendo posiciones a medida que la renta variable recuperaba y los buenos resultados en Europa se sucedían (BNP, DB, BASF). El mercado, totalmente centrado en el mercado hipotecario norteamericano, ignoró la sucesión de datos macroeconómicos publicados tanto en Europa, como en EE.UU. (que apuntaron a un menor dinamismo en el sector manufacturero). Rumores sobre una nueva quiebra en una compañía dedicada a la promoción inmobiliario trajo nervios al mercado, si bien la poca entidad de la misma no originó movimientos importantes. PREVISIONES PARA EL DIA A las 15:30 está prevista una nueva comparecencia de Kroszner, de la Fed, que no se espera tenga implicaciones sobre la política monetaria. Las dos citas principales vendrán desde el ámbito de la política monetaria con las decisiones sobre tipos desde el BOE y el BCE: con unanimidad se espera que mantengan tipos en el 5,75% y el 4% respectivamente. Tampoco se esperan sorpresas en el comunicado del BCE (no habrá rueda de prensa), que se encargará de no alterar las expectativas de los agentes. Seguimos en época de presentación de resultados, los cuales se están conociendo buenos, especialmente en el sector financiero, el más castigado y vigilado en las últimas semanas. ANÁLISIS TÉCNICO