Un tercio de las compañías que forman el selectivo español han aumentado su cifra de deuda desde que finalizara 2014 y hasta el cierre del tercer trimestre de este ejercicio. De hecho, si contamos con que las financieras no incluyen en sus balances deuda propia, tenemos que 12 de las 27 compañías han agrandado el agujero de sus cuentas. 

Telefónica, Iberdrola, ArcelorMittal, Repsol, OHL, FCC, IAG, Amadeus, DIA, Indra, Acerinox y Gamesa han sido las compañías que deshonrosamente han aumentado su deuda.

Una vez más Telefónicaes la compañía con mayor deuda. A finales de septiembre tenía un déficit de 49.691 millones de euros, habiéndolo aumentado en un 6,8% con respecto a la cifra que reconocía a cierre de 2014. Sin embargo, el consenso se muestra confiado en que la operadora pueda reducir en unos 1.600 millones su agujero a finales de este ejercicio. Esto conllevaría que su apalancamiento este año se situara en 3,09 veces, ligeramente por encima de las 2,90 veces del año pasado.



Sin salir de los blue chips, Repsol ha sido la que más ha empeorado su situación, pues elevado su deuda desde los 5.658,64 millones de 2014, a los 14.699 millones actuales. Para más INRI, para finalizar el año los expertos pronostican que aumente su agujero en algo más de 300 millones. Sin embargo, su nivel de apalancamiento es de 2,96 veces, por debajo de la media del Ibex.

La situación más preocupante es, como desde hace años, la de Sacyr. La constructora tiene una deuda de 4.257 millones de euros y, si bien la ha reducido frente a los 6.322,87 millones de euros, su nivel de apalancamiento es de 10,57 veces.

Otra compañía que, indudablemente tiene un problema con la deuda es Abengoa. El viernes reconoció que tenía 6.291 millones de déficit, aunque gracias a su programa de desapalancamiento ha disminuido este ratio en 2.534 millones desde el diciembre pasado. Aun así, su nivel de endeudamiento es de los más preocupantes del Ibex, 7,06 veces, aunque esta cifra podría reducirse próximamente gracias a la ampliación de capital de 650 millones de euros (250 millones que inyectará directamente Gestamp para convertirse en primer accionista, y 400 millones de ampliación con derecho de suscripción).



En cambio, Abertis muestra un mayor saneamiento, pues este ejercicio ha conseguido reducir su deuda en más de 3.100 millones de euros, aunque podría volver a elevar la cifra hasta los 11.798,6 millones en diciembre. Aun así, esta cifra estaría por debajo de los 13.861,3 millones de cierre de 2014. La nota positiva es que Abertis posee un Ebitda suficiente como para compensar esta deuda hasta las 3,95 veces.

Las compañías con las cuentas más saneadas sonMediaset, Técnicas Reunidas e Inditex, que tienen exceso de caja. Además, Gamesavolverá a finales de año a este selecto club, pues los analistas prevén que cierre el ejercicio con una caja de 252,167 millones de euros, sobreponiéndose de los 70 millones de deuda que tenía en el tercer trimestre.

Por detrás de estos alumnos avanzados se sitúan IAG, con un apalancamiento reducido de 0,32 veces; ACS, con un ratio deuda neta/ebitda de 1,30 veces; Amadeus, con un endeudamiento de 1,31 veces; y Endesa, que sitúa este ratio en 1,38 veces.


deuda ibex