La compañía eléctrica, mediante su filial GPG, se ha hecho con su primer contrato de generación eléctrica en el país latinoamericano en la mayor licitación energética convocada hasta la fecha por el ejecutivo de esta región, abierta tanto a energías renovables como convencionales.
 
A través de este contrato, Gas Natural suministrará 858 gigavatios hora (GWh) de electricidad al año, generada exclusivamente con energías renovables (tanto eólica como solar). Este sería el primer proyecto solar fotovoltaico de la compañía lejos del territorio español. Así, estas operaciones se enmarcan dentro del nuevo plan estratégico de la compañía fijado en las últimas fechas.

De esta forma, con el fin de que el proyecto llegue a buen puerto, la filial de Gas Natural Fenosa invertirá 325 millones de euros en el parque eólico de Cabo Leones II, propiedad de GPG y Grupo Ibereólica, y en una planta solar fotovoltaica de 120 megavatios (MW).

(Acceda a ver más análisis de Gas Natural)

La empresa ha resaltado que este contrato consolida su interés y el de su filial GPG por establecerse en el mercado chileno, tal y como contempla el plan estratégico presentado el pasado mes de mayo por el grupo energético.



GPG, filial de Gas Natural dedicada a generación internacional, está participada al 25% por el fondo soberano más antiguo del mundo, el Kuwait Investment Authority (KIA), y gestiona una capacidad instalada de 2.866 MW, con una plantilla de 800 empleados.