Wall Street viene pegando fuerte. La semana bursátil ha comenzado al otro lado del Atlántico con alzas en los principales índices gracias al aumento de las ventas minoristas y los buenos presagios que los inversores tienen sobre las palabras que esta tarde pronunciará Ben Bernanke. Así pues, el Dow Jones registra una subida del 0,44% hasta los 10.315 puntos, el Nasdaq un 0,52% y el S&P 500 un 0,64%, superando el nivel crítico de los 1.100 puntos.
Entre las noticias macro del día, se encuentran las ventas minoristas del mes de octubre, las cuales, crecieron más de lo pronosticado por el mercado. En concreto, las ventas ascendieron un 1,4% el mes pasado, principalmente, por la venta de automóviles, una señal clara de que la economía doméstica está mejorando aunque también de que las ayudas estatales en este campo han sido útiles.

Con respecto al sector fabril, también se ha conocido este lunes que las manufacturas en el distrito de Nueva York han mejorado en noviembre, hasta los 23,51 puntos. Este aumento debe entenderse como una mejora aunque menor que la vivida el mes anterior, cuando este indicador salió 11 puntos por encima del publicado hoy.

Cuando ya el 80% de las empresas han publicado sus resultados empresariales, dos grandes han desfilado hoy mostrando los agujeros en sus cuentas. Por ejemplo, General Motors informó hoy que en estos tres últimos meses registró una pérdida de 1.150 millones de dólares. Aún así, la automotriz ha anunciado que comenzará a devolver los 6.700 millones de dólares que el Gobierno le prestó. Hasta aquí, todo pinta bien, pero hay que mirar los modos en los que "la eterna compañía indecisa" quiere proceder para saldar la deuda y, es que, pagará este crédito al Ejecutivo utilizando otros fondos que éste le dejó, lo que no parece preocupar a sus accionistas que hoy alzan el valor un 6,06%.

También ha anunciado huecos en sus bolsillos empresariales Lowe’s que en el tercer trimestre ganó 344 millones de dólares, un 30% menos que en el mismo periodo del 2008. Esta compañía se vio perjudicada por el descenso del consumo familiar aunque, ante el progreso ascendente de éste, Lowe’s suma y continúa expandiendo su negocio con la apertura de nuevas tiendas. Este lunes, el valor trepa un 1,12% en el NYSE.

Ante la depreciación del dólar parece que todos los demás se fortalecen, comenzando por el oro, que hoy ha vuelto a marcar un nuevo máximo en los 1.127 dólares la onza, y continuando por el euro, que vuelve a rozar los 1,50 dólares.

Todo esto en un día en el que el presidente de la Reserva Federal, Ben Bernanke dará su discurso sobre la situación económica norteamericana, que poco se espera que varíe del anterior por lo que, los estadounidenses y el resto del mundo permanecerá atentos a si da pistas más concretas de cuándo se subirán los tipos de interés.