Parecía que quizás el escenario iba a cambiar al cierre del parqué neoyorkino en relación con los días anteriores. Muchas esperanzas estaban puestas por el terreno positivo que pisaban los tres principales indicadores al comienzo de la jornada. Sin embargo, el Dow Jones acabó envuelto de rojo hasta los 12.356 puntos, con una caída del 0,20%. Por su parte, el tecnológico cerró con unas pérdidas del 0,46% hasta descender a los 2.746,16 puntos. Mismo color registró el S&P 500. El índice cayó hasta los 1.316,28 puntos, una bajada del 0,08%. El precio del barril de crudo sube hasta 99,52 dólares; y en el mercado de divisas un euro se cambia por 1,4105 billetes verdes.


El oro ha alcanzado hoy su precio más alto en las últimas tres semanas, ante la preocupación de que la deuda soberana en Europa pueda empeorar. Y es que el coste del metal preciado subió hasta 1.529 dólares, el precio más alto desde el 4 de mayo. La onza de oro finalizó la sesión costando 1.524 billetes verdes.

Hoy Microsoft marcó la actualidad. La compañía ha pedido este martes ante el Tribunal de Justicia de Luxemburgo la reducción o anulación de la multa interpuesta por Bruselas, que asciende a casi 1.700 millones de euros, la más alta a una empresa por la Unión Europea. Además, este mismo día, ha comunicado que lanza una actualización del software para sus dispositivos móviles Windows. De esta forma, pretende coser al máximo la brecha existente entre ella y sus competidoras más directas. El lanzamiento añada 500 nuevas características. En Nueva York, culminó con un descenso del 0,08% en su cotización, 24,15 billetes verdes su acción.

Espectacular salida a bolsa del buscador ruso Yandex. Al que muchos denominan el clon de Google, y que posee gran cuota de mercado en Rusia y Ucrania, se lanzó a Wall Street volando por encima del 50% de revalorización durante la sesión. Al término de ésta, Yandex se aupó hasta 38,84 dólares la acción, un incremento del 55,36%, que no hace más que confirmar las sospechas de muchos expertos sobre una nueva burbuja tecnológica.

Asimismo, la venta de viviendas nuevas en Estados Unidos registró en el mes de abril una caída del 23,1% en comparación con las 420.000 unidades que registró en el mismo mes del ejercicio anterior.