Los principales índices de Estados Unidos registraban pocos cambios o leves bajas el jueves al mediodía, en tanto los inversionistas se tomaban una pausa tras las alzas recientes. Los descensos se producían a medida que la acciones del sector de la energía eran afectadas por los problemas de deuda de Grecia, que aumentan el atractivo del dólar, lo cual a su vez ejerce presión sobre los bienes básicos.
"El mercado ha tenido una corrida bastante buena y ahora tenemos más consolidación. Estamos saliendo de los máximos alcanzados hace un par de días, y como resultado ahora se tiene un paso hacia atrás y dos adelante", dijo Stuart Hoffman, economista jefe de PNC Financial Services.

El Promedio Industrial Dow Jones caía 4 puntos a 10893. Su componente más débil era Caterpillar, que bajaba un 0,9%, mientras que McDonald's mostraba el desempeño más positivo al subir un 1,3%.

El S&P 500 cedía una fracción a 1181, con los descensos más pronunciados en el sector de la energía. Las acciones de productos discrecionales presentaban alzas limitadas luego que las minoristas presentaran ventas para marzo superiores a las esperadas.

El Índice Compuesto Nasdaq perdía 2 puntos a 2428.  Las acciones de la minorista de ropa Gap sumaban el 3,9% luego que la empresa informara que sus ventas en tiendas comparables crecieron un 11% en marzo.

Las pérdidas en el mercado eran frenadas por un repunte en las acciones de aerolíneas tras los informes de que UAL y US Airways Group se encuentran en discusiones sobre una fusión. Las acciones de UAL sumaban el 8,1% mientras que las de US Airways  ganaban el 16,6%.

Los problemas sobre la deuda de Grecia también presionaban al mercado debido a las preocupaciones de que los problemas del país se puedan extender a otras naciones como Portugal, España e Italia", afirma Hoffman.

"No tiene tanto que ver con Grecia, de por sí, sino con los temores de que esta sea la punta del iceberg. Pero no veo a Grecia como la próxima atracción de lo que le ocurrirá al resto del sur de Europa.

En el frente económico, las solicitudes iniciales de beneficios por desempleo en Estados Unidos se incrementaron en 18.000 a un nivel ajustado por factores estacionales de 460.000 en la semana que finalizó el 3 de abril, frente a las 442.000 de la semana anterior, informó el Departamento de Trabajo. Los economistas esperaban, en promedio, que las solicitudes disminuyeran en 1.000.