El grupo Vidrala apuesta por seguir creciendo en Francia, un mercado "estrátegico" para el grupo, donde se concentrarán el 25% de sus ventas tras la adquisición de la sociedad belga La Manufacture du Verre, cuya producción se destinará en su mayoría a este país. El grupo mantendrá, por tanto, su estrategia de crecimiento en el Sur de Europa, mostrándose "muy abierto" a posibles operaciones de compra en Italia. Esta estrategia fue dada a conocer por el presidente de Vidrala, Carlos Delclaux, coincidiendo con la celebración en Llodio de la Junta de accionistas del grupo, que cuenta con cinco plantas productivas, a la que habrá que sumar la belga, una capacidad estimada de 990.000 toneladas de envases de vidrio al año y unos 1.500 empleados.