La vicepresidenta económica del Gobierno, Elena Salgado, que ocupa la presidencia de turno del Ecofin, explicó hoy que la subida del IVA es una de las medidas que la UE podría imponer a Grecia para que reduzca su déficit público y evite el riesgo de quiebra, aunque destacó que la decisión final no se tomará hasta dentro de un mes, cuando Bruselas evalúe si el plan anticrisis del Gobierno de Atenas es eficaz.
"De momento Grecia está poniendo en marcha y tiene que poner en marcha muchas medidas que ya están anunciadas y dentro de un mes evaluaremos la situación. Y evidentemente, esa es una de las medidas que se contemplan, pero no está en absoluto decidido", explicó la vicepresidenta segunda del Gobierno a la entrada de la reunión de ministros de Economía de la UE.

"Todavía no se ha previsto ninguna medida adicional específica. Dentro de un mes evaluaremos de nuevo la situación", insistió Salgado. Y señaló que este mes de plazo es suficiente para evaluar el comportamiento de Grecia. "Eso fue la decisión del Consejo Europeo y a esa decisión nosotros nos atenemos", explicó.

La Unión Europea obligará en marzo a Grecia a recortar el gasto público, a aumentar el IVA y a implantar una nueva tasa sobre los artículos de lujo si el Gobierno de Atenas se desvía de su plan de ajuste presupuestario, que contempla una reducción del déficit público del 4% del PIB en 2010 -del 12,7% al 8,7% del PIB- para evitar el riesgo de quiebra, según decidieron anoche los ministros de Economía de la eurozona.