Las solicitudes iniciales de beneficios por seguro de desempleo en Estados Unidos crecieron la semana pasada, mientras que el total de pedidos alcanzó un máximo récord.  Durante la semana que finalizó el 7 de marzo, las solicitudes iniciales aumentaron en 9.000 a un nivel ajustado por factores estacionales de 654.000, informó el jueves el Departamento de Trabajo.  El nivel de la semana anterior fue revisado a una disminución de 25.000, cifra levemente inferior a la estimación original.  Los economistas de Wall Street esperaban un ascenso de 6.000 para la semana pasada, según una encuesta de Dow Jones Newswires. En el último año, las solicitudes casi se han duplicado.