El Laboratorio Farmacéutico Rovi ha finalizado el contrato de distribución de implantes de cirugía estética que mantenía con la francesa Pérouse Plastie para centrarse en su negocio principal de especialidades farmacéuticas.  En una nota de prensa, Rovi indicó que el acuerdo se hará efectivo el próximo 31 de marzo.  Los ingresos de productos médicos para estética representaron el 2% del volumen de ventas total registrado por Rovi en los nueve primeros meses de 2009, cuando cayeron un 10% respecto al año anterior, dijo la compañía.  La decisión de Rovi de abandonar el negocio de implantes estéticos se enmarca en su estrategia de concentrar sus esfuerzos en su cartera de especialidades farmacéuticas, que representa el 60% de sus ventas, y en promocionar sus productos de prescripción.