La inmobiliaria Realia defenderá mañana su solvencia ante la solicitud de concurso necesario de acreedores presentada por un proveedor (Instalaciones Feima), durante una vista que se celebrará en el Juzgado de lo Mercantil número 5 de Madrid. La vista de confrontación es un paso imprescindible para que el juez titular declare o desestime el concurso instado contra la inmobiliaria por dicha firma. En el escrito de oposición a la solicitud de concurso que remitió al Juzgado, Realia tilda de "temeraria" la petición de insolvencia, por considerar que responde a "unos fines diferentes a los propios del procedimiento concursal