Los conflictos en Oriente Próximo y en el norte de África están haciendo del Brent el criterio más fiable. Unos problemas con la obtención del petróleo WTI han forzado a EE.UU. a comprar Brent a un precio más caro.

Normalmente, el crudo de EE.UU. tiene un preciomás altoqueel Brentdebido a que posee una mayorcalidad. De manera que es visto como el mejor indicador de la dirección que van a tomar los precios mundiales del petróleo. Sin embargo, en estos momentos los conflictos recientes en Oriente Próximo y en el norte de África están haciendo del Brent el criterio que aporta más fiabilidad.

 

A pesar de que hay un exceso de oferta del West Texas Intermediate (WTI), unos problemas con la obtención del petróleo han forzado a los Estados Unidos a adquirir Brent a un precio más elevado. Esta circunstancia está lanzando los precios de la gasolina americana, además del gasóleo y otros derivados del petróleo. Todo esto aparece, según escribe Jeff Cox en CNBC, por la preocupación de que los conflictos en Libia puedan extenderse y afectar a otras zonas de producción petrolífera.

 

John Kilduff, analista de commodities y socio de la empresa Again Capital en Nueva York, puntualiza que “el momento que vive el Brent es un reflejo más de la agitación global que está empujando los precios al alza”.

El crudo WTI cierra la jornada con una caída del 0,72% y se sitúa en 104,26 dólares el barril. En cambio la cotización del Brent sube 2,57% hasta los 115,97 dólares.