El grupo de seguros Munich Re cerró el primer trimestre con un beneficio neto de 485 millones de euros, lo que supone un incremento del 11% respecto al mismo periodo del año anterior. Munich Re, que hoy presentó resultados, tuvo entre enero y marzo un resultado operativo de 770 millones de euros, un 4,6% más que en el primer trimestre. La división de seguros primarios arrojó un beneficio de 165 millones de euros, mientras que en la de reaseguros se anotaron 424 millones en positivo, pese a los desembolsos que el consorcio afrontó como consecuencia de los daños ocasionados a primeros de año por desastres naturales.