Las bolsas europeas subían a máximos intradía en la media sesión del miércoles impulsadas por el buen comportamiento de los bancos y el alza de los futuros de Wall Street. UBS ejercía la mayor influencia en el mercado europeo después de recibir una mejora de recomendación por parte de brokers y gracias a las especulaciones que apuntan a que inversores asiáticos o del Golfo podrían apostar por los bancos europeos. Los títulos de UBS subían un 5,5 por ciento. Los futuros de Wall Street recuperaban las pérdidas y cotizaban con un alza de entre un 0,3 y un 0,5 por ciento, después de que Wall Street Journal informara en su edición online de que Citigroup había rechazado una aproximación de un inversor bancario que proponía una fusión con Bank of America.