La producción industrial en Japón ha registrado un descenso en mayo con respecto a abril del 0,4 por ciento, según datos del ministerio de Economía, Comercio e Industria. Se trata del tercer descenso consecutivo. El dato es mucho peor al previsto, ya que se esperaba una tendencia al alza, en concreto un repunte de ocho décimas.