La cumbre de la OPEP en Riad el 17 y 18 de noviembre buscará 'profundizar el diálogo' con los países consumidores y estabilizar los precios, según el ministro argelino de Energía y vicepresidente del cartel, Chakib Jelil. Los jefes de Estado y de Gobierno de la OPEP se reunirán la semana próxima en Arabia Saudita, primer productor mundial de petróleo, bajo una intensa presión para abrir sus grifos en momentos en que el precio del crudo roza el récord histórico de 100 dólares el barril.
La cumbre de Riad 'busca un objetivo extremadamente importante para la Organización, hacer todo lo posible por la estabilidad del mercado internacional de petróleo crudo', precisó Jelil en una entrevista con la agencia argelina APS. La OPEP trabajará asimismo 'en profundizar el diálogo con los países consumidores de petróleo, un diálogo extremadamente importante para la organización', para 'el equilibrio del mercado' y para 'preservar a la vez los ingresos de los países miembros y la seguridad de los abastecimientos energéticos de las economías mundiales', agregó. La Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) examinará 'las cuestiones ligadas al desarrollo sustentable', sobre todo 'el impacto del uso de la energía en el ambiente' que habrá que 'examinar desde ahora al más alto nivel de responsabilidad de los Estados miembro', dijo. La energía y el medio ambiente, el calentamiento climático, la contaminación del aire y el agua serán debatidos en la cumbre 'teniendo en cuenta la especificidad de cada país miembro de la Organización y su capacidad de ejecutar una política de preservación del medio ambiente', subrayó Jelil. Jelil deploró la aparición desde el año 2000 'de un fenómeno nuevo, la especulación, que vino a agregarse a otros factores de desestabilización del mercado' petrolero. La cumbre de Riad 'probablemente pedirá a los países consumidores ayudar a controlar el problema porque el papel de los mercados financieros en la volatilidad del mercado petrolero es cada vez más importante', dijo. La OPEP 'tiene la voluntad de mantener los precios del barril a un buen nivel pero el mercado depende también de la geopolítica, de la debilidad del dólar, de las incertidumbres y de los conflictos regionales', explicó Jelil, que asumirá la presidencia del cartel en enero.