La política monetaria muy flexible de la Reserva Federal de Estados Unidos continuará por un período extenso y una salida prematura de esta estrategia podría cortar la recuperación económica del país, dijo el martes un funcionario de alto rango de la Fed. Pero el presidente de la Fed de St. Louis, James Bullard, dijo que tener un plan para retirar la masiva expansión de la base monetaria de Estados Unidos era importante para controlar las expectativas de inflación. También dijo que vender activos pertenecientes a la Fed probablemente sería la salida que el banco central elegiría. "Sin una estrategia de salida, podrían desarrollarse expectativas de inflación alta", dijo Bullard en un evento del Centro de la Interdependencia Global, realizado en la Fed de Filadelfia.