El presidente de la Reserva Federal, Ben Bernanke, ha expresado hoy su preocupación por las recientes alzas del precio internacional del petróleo, factor que podría golpear el gasto del consumidor estadounidense.

"Desde una perspectiva meramente del PIB, pienso que precios más altos de la energía probablemente van a desacelerar el crecimiento, al menos en el corto plazo", ha señalado Bernanke durante una audiencia en una comisión de la Cámara de Representantes de Estados Unidos.