El presidente de General Motors (GM) en Europa, Nick Reilly, ha asegurado hoy que la planta de Figueruelas (Zaragoza), será "una referencia permanente" para el grupo a pesar de la reestructuración de Opel. En una comparecencia conjunta con el presidente del Gobierno de Aragón, Marcelino Iglesias, Reilly ha hecho hincapié en que tiene la certeza de que el periodo de dificultad e incertidumbre que han vivido los trabajadores y sus familias se dejará atrás rápidamente
.