El consorcio ruso Gazprom anunció hoy que podría aplazar un año, hasta 2012, la puesta en funcionamiento del yacimiento de Bovanenkovo, un proyecto crucial para los futuros suministros de gas a Europa. El vicepresidente de Gazprom, Alexandr Anánenkov, precisó que esta medida permitirá reducir en un 15% los gastos de la compañía gasística estatal, concretamente las inversiones en este yacimiento. Al tiempo, subrayó que todavía no se ha tomado ninguna decisión final sobre el posible aplazamiento de la puesta en funcionamiento de este campo, según la agencia oficial RIA-Nóvosti. Señaló que esta medida está relacionada con la caída de la demanda de gas en el mercado, por lo que no tiene sentido hacer grandes inversiones en instalaciones para la extracción de gas.