Gas Natural prevé obtener unos 1.500 millones de euros con nuevas desinversiones que podría cerrar antes de que acabe el presente ejercicio, dijo el miércoles el consejero delegado Rafael Villaseca. Tras su fusión con Unión Fenosa, el grupo gasista catalán tiene que cumplir ciertos requerimientos que los reguladores impusieron en su día para autorizar la operación. Villaseca señaló que están pendientes de venderse unos 2.000 megavatios en ciclos combinados y puntos de suministro de gas en Madrid.