Los accionistas de Gas Natural Fenosa aprobaron hoy el reparto de un dividendo total de 730 millones de euros a cargo de 2009, cifra que supone un 10% más respecto al ejercicio anterior y un crecimiento anual acumulado en los últimos cinco años del 18,1%. La junta aprobó el pago de un dividendo complementario de 406 millones, que se suma al dividendo a cuenta de 324 millones pagado en enero de 2010.
 En junta general ordinaria celebrada en Barcelona, donde los accionistas conocieron en primicia la nueva marca comercial del grupo tras la fusión --'Gas Natural Fenosa'--, el presidente de la compañía, Salvador Gabarró, recordó que con este 'pay-out' Gas Natural cumple con su compromiso de remuneración al accionista, tras un ejercicio desfavorable por el entorno económico aunque un "gran año" para la empresa, tras culminar la fusión y cosechar unos resultados "francamente buenos".

Gas Natural obtuvo un beneficio neto de 1.195 millones de euros en 2009, un 13,1% más, y la deuda financiera neta a 31 de diciembre se situó en los 20.916 millones, y el ratio de endeudamiento fue del 63,2%. Si se descuenta el déficit de tarifa y la venta de activos acordados hasta la fecha, la deuda neta ajustada se situaría en 17.964 millones.

Por su parte, el consejero delegado de la gasista, Rafael Villaseca, constató que la demanda energética en España ya está mostrando signos de recuperación en el primer semestre de 2010, tras varios meses de caídas, con un aumento de un 4,5% durante el primer trimestre de este año.

"Estamos preparados para el crecimiento con una posición financiera estable y eficiente, con un perfil financiero y de negocio más equilibrado", añadió.

Antes que acabe el año, Gas Natural presentará su nuevo plan estratégico a cuatro años, en el que ahondará en la mejora de sinergias entre ambas compañías, además de acabar con las desinversiones previstas.

Tiene pendiente la venta de 2.000 MW de ciclos combinados en España. "Tendremos el tiempo y las condiciones precisas para llevar a cabo esta desinversión", sostuvo Villaseca, que constató que no existe ninguna posición de dominio.

RENOVACIÓN DEL CONSEJO.

La junta aprobó la renovación como consejero de Gas Natural Fenosa del presidente de Repsol YPF, Antonio Brufau; el nombramiento del vocal Luis Suárez de Lezo, por parte de Repsol; y la renovación del consejero Enrique Alcántara-García.

También se dio luz verde a autorizar el consejo para que pueda aumentar el capital hasta la cantidad correspondiente al 50% del capital social en la fecha de la autorización. La junta contó con un quórum del 69,6% y con la asistencia de cerca de 1.000 personas.

CONTINUIDAD DE GABARRÓ.

En rueda de prensa previa a la junta, Salvador Gabarró respondió a una pregunta sobre su continuidad al frente del nuevo grupo de gas y electricidad y fue claro ante un eventual relevo: "Hoy por hoy no está en la agenda", y subrayó que seguirá siempre que Criteria lo desee. "Voy a salir cuando Criteria me lo insinúe", sostuvo.

Al preguntársele también por si habrá movimientos accionariales de los socios de referencia del grupo --Criteria (36%) y Repsol (30%)--, Gabarró constató que no se prevén cambios en ninguno de los casos.