La agencia internacional de calificación Fitch Ratings ha rebajado la calificación crediticia de Bancaja a largo plazo, mientras que confirmó sin variación la calificación a corto plazo, según ha informado hoy la entidad financiera. De esta forma ya son tres las agencias que han rebajado la calificación de la caja valenciana, ya que antes que Fitch lo hicieron Moodys y Standard&Poors. En concreto, Fitch Ratings ha actualizado la calificación de Bancaja como emisor a largo plazo en "A" (calidad buena con moderada sensibilidad en un entorno adverso) desde "A+" con perspectiva estable.