Como siempre partiremos de una base para analizar cualquier activo o producto financiero, del mismo modo haremos en este caso con la constructora Ferrovial. 

Indiscutiblemente negarnos a las evidencias sería vendarnos los ojos para no ver con total lucidez que estamos a fechas actuales en un valor del mercado español con total predominio alcista en términos técnicos. Esta compañía, que es uno de los grupos mundiales de infraestructuras, hay que recordar que  actúa a través de divisiones de aeropuertos, autopistas, construcción y servicios, presenta una firme y sólida estructura alcista que pudiera no tener fin y plantearnos si quizá algún día caerá. Pero como no todo dura eternamente, plantearemos nuestro escenario a continuación.

Desde mínimos de 2009, lleva una revalorización de más de un 350%. Comenzó formando entonces por estas fechas un HCH invertido que cumplió en un primer impulso alcista tras la debacle de años posteriores. Sin tiempo para reorganizarse, fue lógico comprobar una toma de beneficios a tal impulso que acabó originando un tramo correctivo de grado mayor en a,b y c con implicaciones nuevamente alcistas, ya que por segunda ocasión, esbozó un nuevo HCH invertido que a la postre volvería a originar en este escenario un nuevo tramo impulsivo al alza que desarrollaría un lateral de agotamiento entre octubre de 2011 y principios de marzo de 2012.




Es desde esta fecha cuando la constructora corrige nuevamente, pero en este caso de una manera "suave", topando con la directriz alcista de largo plazo que se generara desde 2009 y hasta la fecha ha sido " un sin parar" para tomar a nuestro juicio un último impulso. Esta última onda de grado mayor y última está en términos relativos, próximos a niveles de resistencias importantes y que tendríamos definidas en 12,50 y 14,70 euros respectivamente.

No vamos a negar que con ese +350% de revalorización que ya lleva acumulado desde 2009 y a fechas actuales, la ecuación rentabilidad riesgo en los niveles en los que fluctúa recientemente el precio de la constructora, resulte "atractivo". No creemos en absoluto en esta idea.



Si sumamos que nos encontramos en un posible escenario cada vez de mayor riesgo para una toma de beneficios ( El macd semanal comienza a girarse a la baja aunque podría desarrollar cierto grado de divergencias aún ) en onda quinta final de impulso de largo recorrido, nuestra recomendación pasaría en estos momentos por tomar todas las medidas preventidas si se quiere uno permitir el lujo de seguir dentro de la compañía o bien tomar un beneficio relativo o proporcional al modo de agresividad o de grado de permanencia de cada inversor.

A corto plazo no veríamos dificultades más allá de una pérdida latente de los 11 euros en cierres diarios, toda vez que resultaría lógico en un primer momento pensar que éste sería un buen nivel para una semi corrección si los mercados decidieran por tomarse un respiro a las subidas generalizadas desde este verano 2012, a sabiendas que la directriz alcista del canal secundario que partiera desde junio de ese año, está comenzando a ser perforado y mostrando una cierta debilidad, muy normal, porque está próxima a los 12,50 euros, resistencia importante y que produce cierta congestión a la hora de seguir subiendo.

Conclusión: Seguimos observando como recientemente salen a palestra cada vez más recomendaciones de "compra" en el título, y cómo las posibilidades de giro o agotamiento técnicamente hablando se hacen más patentes, por lo cual recomendaríamos invertir con cabeza, tomar beneficios parciales, si se compra; comprar sin codicia y dejar que el tiempo ponga a cada uno en su lugar porque la ecuación rentabilidad riesgo no nos convence.