El consejo de administración de Española del Zinc ha acordado por unanimidad la presentación inmediata de una demanda civil por incumplimiento de contrato contra Quórum, la empresa que había comprado los terrenos de la antigua factoría de Torreciega, y que adeuda a la compañía metalúrgica murciana 91 millones de euros esenciales para su viabilidad, según informó la empresa en comunicado de prensa. Además, en caso de que se gane el pleito, el consejo se ha comprometido firmemente a garantizar que hasta el último céntimo de esos 91 millones de euros se destinará a pagar a los trabajadores, saldar la deuda con los acreedores concursales y posconcursales, e iniciar el proyecto industrial de la Ciudad del Zinc, "que ha sido, es y sigue siendo el único objetivo", afirmó el nuevo portavoz del Consejo, José Luis Moya.