El primer ministro de Japón, Naoto Kan, anunció hoy su renuncia luego de que el parlamento aprobó dos proyectos de ley fijados por el jefe de gobierno como condiciones para ese paso.

El primer ministro Naoto Kan, criticado por su respuesta al terremoto y tsunami de marzo y la crisis nuclear que desencadenaron, confirmó su intención de renunciar, informó la agencia de noticias Kyodo, allanando la vía para que el gobernante Partido Democrático de Japón (PDJ) elija a un nuevo líder.

Entre los proyectos fijados previamente, una norma obliga a los suministradores de electricidad a adquirir la producida por otras compañías y hogares a partir de las citadas fuentes. Esta legislación está asociada a la crisis en la central nuclear de Fukushima-1 provocada por el terremoto y tsunami del pasado 11 de marzo.

Kan pidió además autorizar al gobierno a emitir bonos para cubrir el déficit, condición aceptada también por el órgano legislativo.

El primer ministro confirmó así la decisión adelantada hace casi tres meses, en medio de fuertes críticas por su respuesta a la devastación causada por los mencionados desastres, incluida la crisis nuclear, considerada la peor en la historia de este archipiélago.

La elección del nuevo líder del gobernante Partido Democrático de Japón se efectuará el próximo lunes.

El índice Nikkei de la Bolsa de Tokio cerró hoy con una subida de 25,42 puntos, el 0,29%, y quedó en 8.797,78 enteros. El índice Topix, que agrupa a todos los valores de la primera sección, avanzó 4,25 puntos, el 0,57%, hasta 756,07 enteros.