La economía de Alemania se habría contraído apenas levemente en el segundo trimestre de este año y la caída del producto interno bruto (PIB) probablemente fue menor a la registrada en los primeros tres meses del año, dijo el Bundesbank. El banco central germano dijo en su informe mensual de julio que el impacto sobre la confianza económica global se estaba moderando, pero que las exportaciones y las inversiones seguían bajo presión. "Según los indicadores disponibles, la economía se habría contraído sólo levemente durante la primavera respecto al trimestre anterior", dijo el banco central alemán.