Las reservas semanales de crudo del Departamento de Energía de Estados Unidos se incrementaron un 0,58% hasta los 344,2 millones de barriles.
Los inventarios de gasolina crecieron un 0,73%, alcanzando los 196,7 millones de barriles. Ésta es la tercera semana consecutiva en la que las reservas de petróleo se incrementan. Los inventarios de gasolina crecieron un 0,73%, alcanzando los 196,7 millones de barriles. Las reservas de gasolina del DOE también suman tres semanas consecutivas creciendo. Por el contrario, los inventarios de crudo de la American Petroleum Institute (API) cayeron un 0,3%. También descendieron las reservas de gasolina, un 1,2%.