Los ministros de Finanzas de la UE (Ecofin) han dado su visto bueno definitivo a la incorporación de Chipre y Malta a la zona euro a partir del próximo 1 de enero y la aprobación de los tipos de cambio de la libra chipriota y la lira maltesa con la moneda única.
Así, el Ecofin acordó, a propuesta del Banco Central Europeo (BCE), fijar el tipo de cambio del euro en 0,585274 libras chipriotas y 0,4293 liras maltesas. Los responsables de Finanzas de los 27 felicitaron a las autoridades de Chipre y Malta y les aconsejaron que continúen aplicando las políticas adecuadas para obtener los máximos beneficios de la adhesión al euro. En concreto, les recordaron la importancia de seguir apostando por el rigor presupuestario, las reformas estructurales y los incentivos a la competitividad. La adhesión de dos nuevos socios a la moneda única ya fue respaldada por los líderes de los 27 en el último Consejo Europeo, en junio pasado, pero la decisión formal debía ser adoptada por el Ecofin. Chipre y Malta cuentan ahora con casi seis meses para preparar la puesta en circulación del euro. A partir del 1 de enero, seis años después de que el euro comenzará a circular en doce Estados de la UE, la eurozona contará con quince socios y la moneda europea será utilizada por más de 315 millones de personas. Los dos países implantarán la nueva divisa con el método llamado "big bang", sin transición entre la adopción y la puesta en circulación de los billetes y monedas. Chipre emitirá 79 millones de billetes de euro (por un importe total de 1.730 millones) y 545 millones de monedas (por 147,4 millones), que serán acuñadas fuera del país. Los ciudadanos chipriotas podrán cambiar sus libras por euros en las entidades bancarias durante seis meses y en el Banco Central durante dos años en el caso de las monedas y diez años los billetes. Las autoridades maltesas, por su parte, prevén emitir 92,5 millones de billetes de la divisa europea y 206 millones de monedas, cuya fabricación ha sido encargada a la casa de la moneda de París. En Malta, los bancos cambiarán liras por euros hasta el 31 de marzo y el Banco Central lo seguirá haciendo durante dos años con las monedas y diez con los billetes.