BBVA obtuvo un beneficio atribuido de 3.143 millones de euros en los nueve primeros meses del año, lo que supone un 14,3% menos que en el mismo periodo de 2010, debido a la situación "convulsa" de los mercados en el tercer trimestre.

Excluyendo los resultados por operaciones financieras, el beneficio del BBVA descendió un 4,8% en los nueve primeros meses, informó este miércoles la entidad a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

El 'core capital' del banco se situó en el 9,1% al finalizar septiembre, frente al 8,2% de un año antes y del 9% en junio, gracias a la generación orgánica de capital.

El banco que preside Francisco González situó su margen de intereses en los 9.676 millones de euros, un 5% menos que en el periodo enero-septiembre de 2010, en tanto que el margen bruto bajó un 5,7%, hasta 15.052 millones de euros. Por su parte, el margen neto de BBVA cayó un 16,8%, hasta 7.753 millones de euros.

La tasa de morosidad se situó al finalizar septiembre en el 4,1%, la misma tasa que un año antes y siguió contenida por séptimo trimestre consecutivo, según destacó la entidad.

Sus títulos cerraron ayer en los 6,31 euros dentro del Ibex 35.