El vicegobernador del Banco de Japón, Hirohide Yamaguchi, advirtió el viernes que mantener durante demasiado tiempo programas especiales para ayudar a las empresas a recaudar fondos podría dañar el normal funcionamiento del mercado, lo que sugiere que la institución abandonará esa política a finales de este año.
"Es necesario prestar atención al riesgo de que mantener las medidas temporales durante largo tiempo podría impedir una recuperación del mercado que se sostenga por sí sola y distorsionar la asignación de recursos", dijo Yamaguchi durante un discurso.