Analistas de Renta 4 y de Bankinter coinciden en señalar que la venta del 7% de Bankia por parte del FROB es positiva a pesar del impacto en la cotización en el medio plazo y subrayan que el descuento aplicado, del 2,7%, se encuentra en el rango bajo que suele ser habitual en este tipo de operaciones.

El Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) ha vendido el 7% del capital de Bankia mediante un proceso de venta acelerado entre inversores institucionales, con lo que reduce su participación en la entidad hasta el 60,6%. La colocación se ha realizado a 4,06 euros por acción, lo que implica un descuento del 2,7% con respecto al precio de cierre de ayer, con un mporte total de 818 millones de euros.

El departamento de análisis de Bankinter destaca que el FROB, había comunicado su intención de vender entre un 7,0% y un 10,0% de la entidad parar acelerar el proceso de privatización. Cabe recordar, que el Ejecutivo amplió hasta 2019 el plazo para concluir la privatización de Bankia.

Así, los analistas de la entidad piensan que el FROB tiene margen de maniobra para implementar una estrategia de venta ordenada con flexibilidad y en paquetes accionariales de tamaño medio.

Asimismo, subrayan que el descuento aplicado en la venta (2,7%) se encuentra en el rango bajo que suele ser habitual en este tipo de operaciones –entre el 3,0% y el 5,0% -. “Este tipo de operaciones suelen perjudicar la cotización a corto plazo, al acercarse ésta al precio de colocación. En este sentido, cabe destacar que las posiciones cortas sobre el valor todavía son elevadas y se sitúan en el 4,51% del capital”, añaden.

En la misma línea, los analistas de Renta 4 subrayan que el FROB reduce su participación al 60% y recordamos que tiene un mandato de privatizar el 100% del banco antes del 31 de diciembre de 2019.

“Aunque en el corto plazo el impacto en cotización es negativo (ajuste de la cotización al precio de colocación), valoramos positivamente que el descuento es limitado (sólo 2,7% vs 4,4% en la colocación anterior de un 7,5% del capital en feb-14), en la medida en que la cotización ya ha estado recogiendo la posible salida de papel, con un peor comportamiento relativo al resto del sector bancario (-9% relativo al sector bancario español en 2017)”, explican.

Añaden que en el medio plazo, “debería resultar positivo al reducir el riesgo de salida de papel en el futuro porque el FROB reduce su participación actual del 67,6% de BKIA+BMN al 60,6%, así como por la mayor liquidez derivada de un mayor free-float”.

Renta 4 recomienda mantener los títulos de Bankia.