El Tesoro luso ha vuelto a cerrar un buen día con 'todo el pescado vendido'. Portugal ha colocado 850 millones de euros en bonos a tres meses en los que la demanda ha superado de forma destacada la oferta.

No obstante, el tipo de interés al que Portugal ha colocado esos 850 millones de euros ha repuntado ligeramente hasta colocarse en el 4,967%, según ha informado el Tesoro portugués.

En concreto, el Tesoro portugués colocó 850 millones de euros en bonos a tres meses a un interés medio del 4,967%, en comparación con el 4,652% de la anterior emisión realizada a principios de mayo.

La cantidad colocada en esta última subasta por el Tesoro luso se sitúa en la parte media del rango establecido inicialmente, que preveía colocar entre 750 y 1.000 millones de euros.