Willem Jellena, gestor del fondo Robeco Momentum y Robeco Multifactor Equities, habla sobre los factores de inversión más interesantes para sortear el riesgo y obtener rentabilidades.
 
¿Cómo valora el entorno macroeconómico global en estos momentos y qué factores hay que tener en consideración?

El momento actual del entorno de mercado presenta, por un lado, bastantes incertidumbres, pero igualmente también oportunidades, por lo que nuestra estrategia de inversión por factores se puede aprovechar de ambas situaciones. Un enfoque basado en inversión por factores puede encontrar oportunidades en ciertas áreas de crecimiento y beneficiarse por igual de la incertidumbre, la volatilidad y el bajo riesgo, y el factor de “momento” es muy adecuado para aprovecharlos.

¿Piensan que se pueden aprovechar episodios de alta volatilidad como el Brexit para invertir?

Sí, si, por supuesto. El “Brexit” es un típico ejemplo de incertidumbre y de cómo una estrategia de baja volatilidad se puede beneficiar al evitar los valores que presentan un determinado riesgo en favor de otros que generan un menor nivel de riesgo y nos facilitan el poder aprovechar este tipo de situaciones.

Usted gestiona un fondo que se centra en tres factores para invertir como la volatilidad, el valor y el momento. ¿Cómo desarrolla su estrategia?

La estrategia de inversión por factores de Robeco se remonta muchos años atrás y está basada en la investigación. De hecho, yo mismo, antes de convertirme en gestor de cartera, trabajé en el departamento de investigación de Robeco. Ya por aquel entonces, en 2002, investigábamos sobre los factores como “valor”, “momento”, y nos enfocábamos en el “bajo riesgo”. Toda la investigación derivaba a probar que estos factores, cualesquiera que fueran las situaciones del mercado, funcionaban y había que ponerlos a trabajar dentro de una estrategia eficaz, y es así como desarrollamos nuestra estrategia de inversión por factores.

¿Por qué este tipo de gestión está entre la gestión activa y la gestión pasiva?

En Robeco creemos que es muy importante entender muy bien primero por qué una estrategia eficaz funciona, en vez de darlo por hecho. Por tanto, realizamos un análisis de forma activa, identificamos los riesgos de un factor, miramos a su rotación, y hasta puedes ver que quizás, en ciertas ocasiones, factores como por ejemplo el “momento”, se pueden beneficiar de las tendencias. Si, los precios suben y están caros, esto va contra el factor “valor”, entonces se debe analizar y equilibrarlo en el contexto del análisis activo de la estrategia de inversión por factores, limitando el riesgo y evitado que unos factores se interpongan a otros. Y también, dentro de una estrategia activa de factores, limitamos las rotaciones, para de esta forma obtener un riesgo más ajustado con un mayor retorno derivado de un menor coste, que si realizáramos una estrategia más pasiva, que no tiene este tipo de circunstancias en cuenta.

¿Qué tipos de activos le gustan?

Bueno, nos gusta mucho el factor “momento” ya que focaliza en valores que, o bien están teniendo un buen comportamiento en el mercado, o están empezando a tenerlo, aunque los mercados todavía no lo aprecien, y es bueno tenerlos dentro de la cartera.

¿En qué segmentos están viendo más rentabilidades en este entorno de mercado actual?

De nuevo lo podríamos enfocar en dos aspectos. Si hay incertidumbre el factor de “bajo riesgo” es importante dentro de una propuesta de multi factores, sin embargo, si el precio se ha disparado en ciertos segmentos del mercado, entonces una estrategia de “valor” enfocada hacia valores baratos seria el factor a utilizar.

Y hablando de principales oportunidades… ¿dónde las están viendo ahora mismo?

Al final nunca sabes realmente dónde se va a dirigir el mercado, así que la incertidumbre siempre está presente. Pero también puedes saber dónde hay momentos de mayor certidumbre, por ejemplo, una vez celebradas las elecciones en EE.UU. habrá mayor claridad. Lo que sí sabemos, a partir de nuestras investigaciones, es que con una estrategia de bajo riesgo puedes aprovechar las situaciones de incertidumbre, pero también puedes aprovechar las tendencias del mercado con el factor “momento” si ves que hay sobrevaloración en determinados valores, en definitiva, se trata de saber combinar adecuadamente las diferentes estrategias de inversión por factores para obtener un retorno adecuado en el futuro.